Los críticos del PSE se quedan fuera de las ejecutivas de Vizcaya y Álava

El secretario general del PSE/EE de Guipúzcoa, Iñaki Arriola
El secretario general del PSE/EE de Guipúzcoa, Iñaki Arriola

Los socialistas de Vizcaya y Álava eligieron hoy a sus nuevas ejecutivas provinciales de las que quedaron fuera los sectores críticos liderados en las recientes elecciones internas por Iñaki Egaña e Iván Ruiz de Eguilaz. La falta de acuerdo para la integración explica que las direcciones vizcaína y alavesa fueran elegidas con el 76% y 73% de los votos de los delegados, respectivamente.

El apoyo fue casi unánime en el caso de la ejecutiva del PSE de Guipúzcoa, donde Iñaki Arriola repite como secretario general, con un 95% de votos a favor.

Ruiz de Eguilaz expresó públicamente su preocupación por el hecho de que el partido en Álava "quiera gestionar la pluralidad de la sociedad, pero no sepa hacerlo dentro del partido". Fuentes de la nueva ejecutiva en esta provincia aseguran que la secretaria general, Cristina González, ofreció tanto a Ruiz de Eguilaz como a otras personas que avalaron su candidatura formar parte de la dirección y rechazaron su oferta.

Algo similar ocurrió en el caso de Vizcaya. El nuevo secretario general, Mikel Torres, y el candidato del sector crítico, Iñaki Egaña, negociaron la incorporación de determinadas personas afines al segundo a la ejecutiva, pero no hubo acuerdo. "El que el 25% de los delegados no apoyen a la dirección debe ser un motivo de reflexión para quienes la integran. Son personas que piensan que no refleja fielmente lo que el partido necesita", afirmó Egaña.

Los congresos territoriales ponen fin al proceso de renovación que el PSE inició el pasado mes de julio a raíz de los malos resultados obtenidos en las elecciones europeas de mayo. El proceso se salda con el nombramiento de Idoia Mendia como nueva líder del partido en sustitución de Patxi López y la llegada también de nuevas también a los puestos de máxima responsabilidad del partido en Vizcaya y Álava.

Los congresos provinciales tuvieron lugar durante esta mañana y la primera hora de la tarde y contaron con la presencia de Mendia. Mendia recorrió por las tres capitales vascas para animar a los secretarios generales de Álava, Vizcaya y Guipúzcoa a trabajar duro para "abrir"la organización a la ciudadanía, impulsar la participación y recuperar la confianza de la gente asumiendo la voz de "quienes lo están pasando mal".

Mantener servicios públicos de calidad, desarrollar programas para las familias sin recursos, fomentar la creación de empleo y ayudar a la economía deben ser, dijo Mendia, los ejes de la acción política de los socialistas. "Los socialistas nunca somos tan fuertes como cuando nos dirigimos a todos y ofrecemos una promesa global, de libertad y justicia. Ésa debe ser nuestra tarea en el conjunto de Euskadi". "Sé que vienen tiempos difíciles y no tengo la varita mágica para devolver a la ciudadanía la confianza en el PSE, pero de una cosa estoy segura: aquí hay partido. Nos negamos a aceptar que este país se pueda construir sin el liderazgo y la influencia del PSE", afirmó.

Mendia agradeció el trabajo desarrollado durante muchos años por José Antonio Pastor y Txarli Prieto al frente del partido en Vizcaya y Álava. Y es que la renovación del PSE supone la salida de la primera línea de la organización de dos históricos militantes y dirigentes que llevaban doce y diez años, respectivamente, como máximos responsables de los socialistas vizcaínos y alaveses.

También reconoció a los cuatro candidatos que compitieron en las para hacerse con el liderazgo de la formación en estos dos territorios históricos (Mikel Torres e Iñaki Egaña en Vizcaya, y Cristina González e Iván Ruiz de Eguilaz en Álava) por debatir con "propuestas e ideas sin una mala palabra ni un mal gesto. Habéis dado un ejemplo de democracia interna".