Los ministros de Justicia y Exteriores no comparecerán por el indulto a Galván

La Diputación Permanente rechazará, con los votos del PP, la comparecencia de los ministros de Exteriores, José Manuel García-Margallo, y de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, para dar explicaciones sobre el indulto al pederasta Daniel Galván, que cumplía una condena de 30 años por abusos a menores en Marruecos. Izquierda Plural y el Grupo Mixto habían solicitado la comparecencia del Margallo, y el PSOE había pedido también la de Ruiz-Gallardón, argumentando que no está claro a quien corresponde dar las explicaciones necesarias sobre este asunto.

La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha asegurado que en el indulto a Daniel Galván "han existido fallos y las explicaciones han sido nulas", y ha pedido que se aclare por qué no se advirtió a Marruecos de que había una confusión entre la lista de indultos y la de traspasos. Valenciano ha afirmado que Galván "jamás debió figurar"en ninguna de las listas entregadas al Gobierno marroquí, porque "había violado a once menores de entre 4 y 15 años", y ha pedido explicaciones sobre quién gestionó los beneficios para este preso, si fue el ministerio de Exteriores o el de Justicia.

Ha pedido también que se aclare quién elaboró las listas, con qué criterios, y ha reclamado disculpas del Gobierno a la sociedad marroquí y a las víctimas de Galván por un hecho que ha calificado como "una chapuza nacional".

El diputado de Izquierda Plural Gaspar Llamazares, ha acusado al ministro de Exteriores de "no tener la sensibilidad"de comparecer sobre un "acontecimiento escandaloso"del que, ha dicho, el Congreso no ha conocido un solo dato. Llamazares ha reclamado explicaciones al Ministerio de Exteriores o al de Justicia, porque no sabe "quien ha estado metido en este embrollo", y ha pedido al Gobierno que aclare "sus contradicciones"sobre las listas, y por qué se incluyó a Galván si "no cumple con ninguno de los criterios de traslado".

El grupo popular ha contestado, a través de su diputado Agustín Conde, que el Gobierno elaboró "una lista con el indulto de 15 personas, y una segunda lista con 30 personas para ser repatriadas", y que fueron las autoridades de Marruecos quienes confundieron ambas listas e indultaron a todos los presos. "La prueba de que fue un error es el hecho de que Rey de Marruecos destituye a la persona que dirigía la administración penitenciaria", ha asegurado, y ha defendido la actuación de las autoridades españolas, que detuvieron al pederasta cuando se advirtió el error. Conde ha afirmado que "es falso"que Daniel Galván no cumpliese con los requisitos de traslado, porque existe un convenio con Marruecos que permite a los presos solicitar el cumplimiento de pena en su país, y que Galván lo había pedido. Ha considerado que "estas explicaciones"son suficientes salvo para los "pescadores en río revuelto, especialistas en el oportunismo político".

Daniel Galván fue condenado en 2011 a 30 años de cárcel por abusar de once niños menores de edad (entre 2 y 14 años), pena que fue confirmada en apelación y en casación, si bien a finales de julio salió en libertad sin cargos tras el indulto colectivo de 48 presos españoles. El rey Mohamed VI revocó la medida de gracia tras las protestas ciudadanas en aquel país, y el pederasta fue detenido posteriormente en España.