Bárbara Rey habla desde el hospital: “He pasado unos días muy malos”

Las secuelas del coronavirus pasan factura a la vedette, que sigue ingresada en un hospital de Marbella

Bárbara Rey
Bárbara Rey

Las secuelas del coronavirus pasan factura a una corajuda Bárbara Rey, que sigue ingresada en un hospital de Marbella. La presentadora y actriz contesta a mi mensaje de cariño y de ánimo con un hilo de voz completamente distinto, y distante, a su tono ronco habitual. Le cuesta hablar, pero se esfuerza en responder: “Amigo, he pasado unos días muy malos, sigo ingresada y no se cuando me darán el alta. Hoy me encuentro un poquito mejor, si no te contesté antes es porque me fallaban las fuerzas. Me ha pillado muy fuerte este virus. Bueno, cuídate y estamos en contacto...”.

Le digo que se anime, que la tengo por una mujer fuerte, que no se deje vencer por la adversidad, me lee y ya no responde. Son las diez de la noche de este miércoles y toca descansar. Ella lo necesita más que nadie, lo exigen los rigores de la pandemia.

Sus hijos están muy pendientes de ella, de hecho fue Sofía Cristo la que acompañó a su progenitora en su último ingreso hospitalario. Son madre e hija, pero también confidentes y amigas. Y Sofi, como la llaman en casa, entiende mucho de sufrimientos.