Libros

Kapital premia el medio siglo de buen comer en Lucio

Lucio, escoltado por unos amigos, durante la ceremonia de entrega de los galardones que otorga el Teatro Kapital
Lucio, escoltado por unos amigos, durante la ceremonia de entrega de los galardones que otorga el Teatro Kapital

Uno de los grandes homenajeados durante la ceremonia de entrega de los premios que otorga el Teatro Kapital fue Lucio Blázquez. Él conoce los entresijos de Madrid mejor que nadie, ya que por Casa Lucio han pasado personalidades de toda índole. Debería escribir unas memorias, porque no sólo quedaría reflejado medio siglo de buen comer, sino también un ejemplo de amor laboral y lealtad a sus clientes incondicionales, como Los del Río y Pedro Trapote. Fueron unos galardonados exaltados, como si se tratara de unos héroes de ficción, algo que podríamos entender en la ya octogenaria Pitita Ridruejo, que mantiene la esencia de una gran señora. Lo mismo pasa con sus hijas Ana y Claudita, que reaparecieron para asistir al homenaje que la sala rindió a su madre y a su libro de memorias. Durante la cita, los organizadores quisieron hacer distinciones y lo consiguieron. Con el buenazo de Ángel Nieto comenté lo mucho que ha engordado Fonsi Nieto, cosa que atribuyen a que lo ha dejado todo: a su novia, Alba Carrillo, y el gimnasio. Pero la noche no terminó ahí: también acudieron Agustín Bravo –eternamente joven– , Carolina Casado –tremendo su pijama azul nada favorecedor–, Paula Vázquez, que está delgadísima y lució un diseño de estampados verdes selva de Roberto Verino, y el entregado Paco Arango, imparable cuando se pone a hablar de la Fundación Aladina. Cristian Gálvez puso sonrisa de «Pasapalabra», mientras Almudena Cid me confirmaba que todavía no esperan un bebé.

Pitita asistió con su marido, Mike Stianopoulos, un ejemplo de diplomático chic, que encandiló a Isabel II en sus años londinenses. Recordaba la anécdota con Beatriz de Orleans, mientras Dani San Martín, muy fiel a la familia Franco, recibía el pésame porque ha perdido a su madre. Como también Montserrat Caballé al maestro Collado, quien fue su director en la última etapa. Lo mismo la acompañaba en los conciertos internacionales que formaba parte del jurado de su concurso de canto, que sigue adelante en Zaragoza. Collado fue de los grandes batuteros españoles junto a García Navarro, Fuckber, Argenta o García Asensio. Le encantaban las óperas inéditas con las que siempre le sorprendía la diva catalana, entre ellas «Cleopatra», «La vierge» o «Sancha de Castiglia». Evocaron al maestro sus amigos valencianos, entre ellos, Bravo, quien está dispuesto a empezar de nuevo en Miami con un programa de televisión. Allí Rosa Clará participa en la Miami Fashion Week y recibirá el premio a la mejor diseñadora de novias, según me adelantó Anita García Obregón, que participará como presentadora en la gala para la cadena Univisión.