La historia se repite: una amante en Buckingham Palace

Los cimientos de Buckingham Palace retumban de nuevo con la presunta infidelidad del príncipe William con la mejor amiga de su mujer. Rose Hanbury, marquesa de Cholmondeley, ex modelo y poseedora de un impecable pedigrí aristocrático, es la mujer a la que los tabloides ingleses señala como la presunta amante del futuro Rey de Inglaterra.

Eran íntimos amigos: en la imagen el Príncipe William, Kate Middleton y Rose Hanbury.

Rose Hanbury, marquesa de Cholmondeley, ex modelo y aristócrata, casada e íntima amiga de William y Kate Middletton, acapara las portadas de los tabloides ingleses tras descubrirse su presunta relación sentimental con el heredero del trono inglés. Perteneciente a una familia de la alta sociedad inglesa y casada con el Marqués de Cholmondeley, ha sido desterrada de palacio desde que surgieran los rumores de infidelidad. La presunta amante del futuro Rey de Inglaterra, Rose Hanbury, causante de la infelicidad de Kate Middletton está llamada a ser la nueva Camilla.

Esa cercanía de cuna a la Familia Real inglesa no es el único rasgo en común que tiene Rose Hanbury con la esposa del príncipe Carlos, Camilla Parker-Bowles ni lo único que une, por tanto, a Kate con la desaparecida princesa Diana. Las dos amantes, Rose y la actual Duquesa de Cornuelles, pertenecen a la alta aristocracia inglesa y son desde su infancia, amigas de los herederos a la corona inglesa. Ambas además, fueron relacionadas sentimentalmente con ellos, Carlos y William, en su adolescencia, antes de que los príncipes contrajeran matrimonio con Lady Di y con Kate Middletton.

Tanto Rose como Camilla Parker-Bowles fueron descubiertas en su infidelidad cuando estaban casadas pero el escándalo no acabó con sus respectivos matrimonios. Camilla consiguió salvar su matrimonio con Andrew Parker-Bowles, oficial de la armada británica y compañero de polo del entonces príncipe Carlos, hasta 1995, cuatro años después del trágico fallecimiento de Lady Diana. Por su parte, Rose oficialmente sigue casada con el Marqués de Cholmondeley aunque se haya quitado su alianza de casada, continúa viviendo en la impresionante propiedad de su marido, Houghton Hall en Norfolk, muy cerca de Anmer Hall, la residencia de William y Kate.

Debido a sus idilios con los herederos, Camilla y Rose, se han convertido en las mujeres más odiadas del país y en carnaza para la prensa. La amante del príncipe Carlos fue durante años objeto de todo tipo de ataque desde los tabloides más sensacionalistas del país, a raíz de que la princesa Diana, tras su divorcio de Carlos, relatara que “mi matrimonio era cosa de tres” y señalara directamente a Camilla como la persona que truncó su felicidad. Rose, muy perseguida por los paparazzis desde que saltaran los rumores de su presunta relación con el príncipe William, es también objetivo de duras críticas en los medios. Y si Camilla reconoció que vivió un infierno por la persecución mediática a la que fue sometida, los pocos amigos de alta alcurnia que siguen siendo fieles a la marquesa aseguran que vive sus horas más bajas recluída en la mansión familiar.