La mujer de Bertín Osborne calienta las redes con un sugerente posado en bikini

Esta es la lección de Fabiola Martínez sobre la belleza y la visión que tenía sobre ella en el pasado

Fabiola Martínez/Gtress
Fabiola Martínez/Gtress

Fabiola Martínez, la esposa de Bertín Osborne, ha publicado a través de su cuenta de Instagram una imagen suya en la aparece con un diminuto bikini dorado. La fotografía corresponde con su etapa como modelo, concretamente de cuando tenía 26 años (ahora tiene veinte más, 46). «Hubo una época de mi vida dónde creía que lo más importante era cultivar y trabajar mi cuerpo... Pero entonces fui madre y aprendí la lección más importante de mi vida», ha escrito, y prosigue: «La única belleza inalterable no se ve, se siente, en cada acto de bondad, generosidad y respeto hacia uno mismo y hacia los demás».

Su cuerpo ha sido alabado por Claudia Osborne, la hija de Bertín («WOW ??») y amigas como la modelo Marisa Jara («Qué belleza mi Fabi ????") o la bailarina profesional Gloria Morales, que le ha comentado: «¡Sí señorita! ¡Así se habla! Totalmente de acuerdo. Todos pasamos por eso pero creo que cuando llegamos a una edad y somos madres valoramos mucho más los verdaderos pilares de la vida. ¡Un abrazo! Ganas de verte y de entrenarte», a lo que Fabiola ha contestado: «Me encantaría... eres la mejor. La más curranta que he conocido. Bella en su amplio sentido».

La venezolana siempre ha sido muy luchadora. Comenzó a trabajar a los 16 años para ser totalmente independiente y estudió Medicina, pero terminó dejándolo por su pasión por la moda. Participó en el certamen de Miss Venezuela en 1993, pero no se clasificó entre las cinco finalistas. Sin embargo, tras su paso por el concurso Fabiola se convirtió en una joven modelo muy cotizada.

Comenzó a trabajar para distintas firmas y así recorrió gran parte del mundo, apareció en un videoclip de Julio Iglesias y en otro de Alejandro Sanz. Pero la maniquí decidió retirarse tras el nacimiento de sus dos hijos: Carlos Alberto y Kike, que sufre una lesión cerebral debido a una infección intrauterina durante la gestación.

Desde entonces, Fabiola cambió sus compromisos profesionales. A raíz de la enfermedad de su hijo, Bertín y su pareja crearon la Fundación Bertín Osborne para ayudar en la rehabilitación de niños con lesiones cerebrales, de la que Fabiola es vicepresidenta.