Zapatero promete protección a los hijos de maltratadas

Los maltratadores podrían perder la patria potestad si se demuestra que sus visitas afectan a la estabilidad de los hijos.

Los hijos de mujeres maltratadas también contarán con medidas de protección
Los hijos de mujeres maltratadas también contarán con medidas de protección

El presidente del Gobierno se comprometió ayer ante el Pleno del Congreso de los diputados a aumentar los instrumentos de protección «a los hijos de mujeres amenazadas por la violencia de género». Así respondió a la pregunta de Duran i Lleida, de CiU, sobre las medidas que el Ejecutivo piensa adoptar ante el aumento del número de víctimas. Zapatero respondió que el Gobierno «asume la necesidad de optimizar los medios telemáticos y, en especial, la aplicación de los de protección», tal como exigían la moción y la proposición no de ley aprobadas por el pleno y por la Comisión de Igualdad, informa Efe.

En su interpelación, Duran i Lleida recriminó al Gobierno haber eliminado de los presupuestos de 2011 la única partida dedicada a los menores hijos de mujeres maltratadas (1.500.000 euros) y recordó a Zapatero que en la elaboración de la Ley de Violencia de Género el PSOE no quiso asumir al niño «como sujeto activo».

Además de ampliar «los instrumentos de protección» para estos menores, Zapatero apuntó que también «trabajamos para extender la valoración forense integral a los hijos de mujeres maltratadas, a fin de que puedan adoptarse con prioridad las medidas judiciales necesarias».


Derechos de los menores
La diputada popular Sandra Moneo presentó una interpelación urgente sobre las medidas que va a adoptar el Gobierno para proteger a estos menores porque, «no entendemos que a los niños se les nieguen los mismos derechos que sí se conceden a las madres» en la ley de violencia de género. La ministra Pajín respondió a Moneo que van a apostar por impulsar medidas cautelares de protección a los menores junto a sus madres. Además, la ministra indicó que, siguiendo las recomendaciones de un informe aprobado por la subcomisión de Igualdad, los hombres condenados por violencia de género podrán sufrir restricciones en el ejercicio de la patria potestad y en el régimen de visitas a sus hijos si se demuestra «que el contacto afecta a su estabilidad y normal desarrollo».