Los agricultores se abren paso dentro del diseño del futuro mapa de Castilla y León

José Antonio De Santiago-Juárez, junto a los delegados territoriales, durante la reunión
José Antonio De Santiago-Juárez, junto a los delegados territoriales, durante la reunión

BURGOS- Las organizaciones profesionales agrarias se sumarán, tras las Navidades, a la mesa de trabajo en la que se abordará la nueva ordenación del territorio de Castilla y León, lo que se ha venido a llamar el futuro mapa autonómico. Así lo anunció el consejero de la Presidencia y portavoz de la Junta, José Antonio de Santiago-Juárez, quien celebró una reunión de coordinación con los nueve delegados territoriales de la Junta. Allí explicó que la reunión que celebren la administración regional, la Federación de Municipios y Provincias, sindicatos, empresarios y organizaciones agrarias, además de diputaciones, servirán para formar cuatro grupos de trabajo. Estos tendrán como cometido, en un primer caso, «definir» las funciones de los distritos de interés comunitario rurales, denominación común para la agrupación voluntaria de municipios. Otro, planteará «cómo se puede mejorar la coordinación y la cooperación» entre la Junta y las diputaciones en la prestación de servicios básicos. Un tercer grupo incidirá en «revisar» las funciones que las instituciones provinciales tienen, y uno último para analizar «duplicidades» con el fin de «evitarlas».


Objetivo: informar sobre el terreno a todos los pueblos
- En la reunión, José Antonio de Santiago-Juárez también invitó a los nueve delegados territoriales de la Junta a informar, durante los primeros meses de 2012, a los alcaldes de todos los pueblos, en especial los más pequeños, acerca de las características del documento con el que trabaja la Junta. «No desaparece ningún municipio, sino que se apuesta por su asociación voluntaria», remarcó el consejero de la Presidencia.