«Nos decían que esto pasaba por votar al PSOE a quién culpamos ahora»

Laura Baños, ex presidenta de «Bami Unido», denuncia la inacción de Zoido

SEVILLA- Los gorrillas siguen siendo un problema. En algunas zonas de la ciudad incluso se agrava. La táctica de la multa aplicada por Zoido, por ahora, no surte efecto. A la habitual batalla política se añade en esta ocasión el adiós de una líder vecinal que ha invertido mucho tiempo en esta guerra y a la que incluso le ha costado dinero. Laura Baños era la presidenta de la asociación «Bami Unido». Se marcha «desilusionada» después de «ocho años de promesas» de Zoido que se han traducido en «nada».
El argumento de Demetrio Cabello, «no se puede acabar de un día para otro» con los aparcacoches ilegales, no le vale. «Se comprometieron en campaña a acabar con este fenómeno y, en cambio, cada día son más. Le hemos dado un año al alcalde», afirma Laura a LA RAZÓN de Sevilla. Los «ataques» a sus vehículos terminaron por hacerla desistir. En ruedas, pintura, retrovisores y lunas se ha dejado casi mil euros, al margen del perjuicio laboral que le provocaron los incidentes. «Me he sentido sola. Defendida policialmente, pero no políticamente», añade.
En Bami, el Ayuntamiento ha puesto 292 denuncias, pero ella pide que le digan «si se ha podido hacer efectiva al menos una». Si no se les cobra, ni se les notifica, ni hacen los trabajos sociales que anunciaron, «es como si bajo yo con un papel y un boli». «Ellos –los gorrillas– se limpian el culo con las multas, se ríen de los vecinos. Al principio se acojonaron con la Policía, pero ahora hacen lo que les da la gana», agrega.
Laura defiende que la junta de Bami que dirigía «no estaba politizada» y «se ha dejado la piel» defendiendo a su barrio. «Aquí hay enganchados, uno con sida, otros con problemas mentales... Estamos a expensas de ellos», argumenta la ex líder vecinal, que pide que intervenga Asuntos Sociales porque «estas personas con problemas no pueden estar en la calle», ya que las multas no son efectivas. «Zoido ha tenido tiempo para tener pensado cómo acabar con el problema».
Baños denuncia que la asociación que lideraba ha sido tratada «como enemigo» en vez de «nexo» con el barrio. «Zoido nos decía que esto pasaba por votar al PSOE y ahora, con un 80% de votantes del PP, ¿a quién le echamos la culpa?».
«Yo soy la que más chilla, pero otros barrios están igual. El descontento es generalizado, en la Macarena y Plaza de Armas también están indignados. El Gobierno municipal tiene un cuello de botella: todo se canaliza y se paraliza después. El problema del PP es que no comunica las cosas», continúa Laura, que desvela que ayer mismo conoció a través de «terceras personas» de Movilidad que «el parking no se finaliza». A consulta de este diario, el Ayuntamiento no sabe o no contesta. «Hay dinero para construir uno nuevo en Triana y no para acabar el de Bami. ¿Por qué no lo explican?». Cuenta Laura que presentaron un proyecto para el barrio «olvidado desde junio». «Sólo quieren que pasen estos días y que me calle», finaliza.