Su majestad el icono

«Her Royal Highness». ¡Va por vos! No podía pasar este mayo de 2012 sin que desde esta página me uniera a celebrar –en clave «fashion», claro– el magnífico homenaje que, precisamente estos días, se festeja en Gran Bretaña con motivo del 60º aniversario del ascenso al trono de Isabel II de Inglaterra o, lo que es lo mismo, el año de su Jubileo de Diamante. Y, claro, como era de esperar los ingleses se han volcado con el acontecimiento al más puro estilo «british», o sea, llenando la ciudad de flamantes banderas, fuegos artificiales, desfiles y, lo que es más admirable, poniendo en práctica la certera visión de negocio que lOs caracteriza. En otras palabras, hoy por hoy, en Londres no hay comercio sin «souvenir» con la imagen de la octogenaria soberana como protagonista.

Conclusión: la icónica figura de Isabel II es tendencia y, este verano, llevar prendas y complementos como los que os propongo es estar a la última. Comienzo por la muñeca «Isabé» (hay que pronunciarlo con acento andaluz) porque su creador es malagueño. Se llama David Román y es uno de los pocos artesanos que dominan el «Amigurumi», técnica japonesa que consiste en tejer crochet pero con originales formas.

También hago parada en Menorca, donde Úrsula Mascaró ha lanzado, desde su exitosa marca Prettyballerinas, unas «sleeppers» en honor de la «Queen». Enrique Díaz, al Director de comunicación de la firma, me ha soplado que ya están en Buckingham Palace. Y termino diciendo lo que se merece esta mujer majestuosa donde las haya: ¡God save the Queen!

 

En otras palabras
Clara Courel luce abrigo de la firma española THE 2nd SKIN CO., en uno de los azules favoritos de Isabel II, «clutch» con bandera inglesa de Jimmy Choo (550 €) y camiseta de My T-shirt, para Yube (60 €).
Un ejemplo
Para encargar tu personaje favorito en crochet, entra en facebook.com/chiquiporkworld.
Dónde encontrarlo
La camiseta de Eleven Paris, modelo Moustache (40 €), podéis encargarla en pepperline.com. En prettyballerinas.com podréis comprar las que ya posee la mismísima Isabel II (205 €).