Pablo Isla un joven ejecutivo con una larga trayectoria empresarial

Pablo Isla de Tejera se convertirá con menos de 50 años en el presidente y consejero delegado de Inditex, uno de los mayores grupos de moda textil del mundo, dueño de Zara y otras siete cadenas, a las que ya dirige desde hace 5 años.

Pablo Isla, un joven ejecutivo con una larga trayectoria empresarial
Pablo Isla, un joven ejecutivo con una larga trayectoria empresarial

Isla llegó al grupo en 2005, cuando Amancio Ortega, el fundador de la empresa, apoyó su nombramiento como consejero delegado de Inditex tras una brillante trayectoria profesional en empresas como Altadis o el Banco Popular.

Nacido en Madrid el 22 de enero de 1964 y licenciado en Derecho por la Universidad Complutense, Isla es abogado del Estado desde 1988, año en el que fue número uno de su promoción.

Entre 1989 y 1991 estuvo destinado en el Servicio Jurídico del Ministerio de Transportes, Turismo y Comunicaciones y, como miembro de este organismo, fue letrado asesor del Consejo de Administración de Retevisión.

Se incorporó en 1991 a la Dirección General del Servicio Jurídico del Estado y fue delegado español ante la Comisión de las Naciones Unidas para la Unificación del Derecho Mercantil Internacional.

Tras obtener la excedencia como funcionario, en 1992 se marchó al Banco Popular como responsable de la Asesoría Jurídica y, al año siguiente, fue nombrado director de los Servicios Jurídicos del banco.

Durante su paso por la entidad fue consejero de diversas instituciones, como Banco de Castilla, Banco Popular Comercial, Popular Rabobank, Eurovida, Eurocorredores, Europensiones y Banco Popular Hipotecario.

El 24 de mayo de 1996, con 32 años, relevó a Juan Antonio Vázquez de Parga al frente de la Dirección General de Patrimonio del Estado, en la época en que todavía dependían de este organismo Tabacalera y Telefónica.

Isla dejó este cargo el 15 de diciembre de 1998 y dos días después se reincorporó al Banco Popular como secretario general.

El 31 de julio de 2000, dejó de nuevo el Popular tras ser nombrado presidente del Consejo y copresidente de Altadis, en sustitución de César Alierta, que fue nombrado presidente de Telefónica.

Ese mismo día también asumió la presidencia de Logista, la filial de distribución de la tabacalera que hasta entonces también dirigía Alierta.

El 12 de abril de 2002, fue nombrado consejero independiente de Telefónica, compañía de la ya había sido consejero en representación del Estado en 1996 y, desde el 14 de mayo de 2005 era consejero delegado de Inditex, cargo al que sumó el de vicepresidente primero tras la dimisión de José María Castellano Ríos meses después.