Marta Fernández-Muro: «La naturalidad hay que ensayarla mucho»

Profesión: actriz, escritora y profesora. Nació: en 1950, en Madrid.Por qué está aquí: en septiembre será profesora de Artes Escénicas de la Escuela TAI y la Universidad Rey Juan Carlos.

–En septiembre será profesora de interpretación. ¿Aprobó el profesorado?
–Sí. He dado ya varios talleres y los alumnos me valoraron muy bien.
–Lo digo porque no todos los que dominan un oficio saben enseñarlo...
–Cierto. Ni todo buen actor sabe enseñar ni todos los profesores de interpretación son buenos actores.

–¿Por qué enseña?
–Porque me gusta aprender.

–¿Qué pretende enseñarles sobre todo?
–Lo que no deben hacer, lo que no deben ser.

–¿Y qué no deben ser?
–Copias de copias de copias. Hay que ser uno mismo.

–¿Y de qué les desengañará?
–De nada. La vida les desengañará.

– «El mal de los actores jóvenes es pretender ser una estrella sin preparación», me dijo una vez.
–Digo lo mismo. Hay que tomarse en serio el oficio con disciplina y amor.

–Hay jóvenes actores a los que no entiendo nada en el cine, en el teatro...
–No vocalizan porque no saben lo que están diciendo.

–Todo por una pretendida naturalidad...
–Una naturalidad mal entendida. La naturalidad hay que ensayarla mucho. Actuar es saber engañar muy bien.

–Charlot le decía su hija Geraldine Chaplin: «El talento no es nada, hay demasiado talento; trabaja, trabaja, mátate a trabajar».
–Así es. Por eso doy clases. Hay gente con menos talento que puede triunfar y gente con mucho talento que no triunfará nunca.

–Ricardo Darín: «¿Mi éxito? Tengo cara de crisis».
–Es verdad. Tiene la cara del hombre corriente al que le puede pasar de todo, algo muy bueno para un actor.

–¿No tendría más éxito, ahora, enseñar a sobrellevar la pobreza?
–Mejor enseñar a los que más tienen a ser más austeros, más honestos.

–Anthony Hopkins: «No pidas nada, no esperes nada; ése es mi credo».
–Hombre, tampoco es eso. Mejor pedir poco y esperar poco.

–Poco y con IVA...