No baja el paro se van por Josep Maria Rañé

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Desgraciadamente, la positiva noticia de que el paro bajaba en Cataluña, es el resultado de dos negativas, a cual peor, baja la población que busca empleo y los empleos que existen. Las 15.400 personas en que bajó el paro no es porque hayan encontrado empleo, es porque se han ido… del mercado de trabajo catalán. Unos porque han abandonado la búsqueda de empleo, pero siguen aquí, y otros porque se han ido físicamente, a otros países o a comunidades.

El paro no bajó en una cantidad similar a las 34.500 personas que dejaron de buscar empleo porque paralelamente se destruyeron 19.100 empleos. Si se hubiera mantenido el empleo, todos los que abandonan el mercado de trabajo se descontarían como parados, si no están no cuentan, estadísticamente hablando, pero como también bajó el empleo, la reducción del paro fue menor.
Sociológicamente resulta interesante conocer quiénes y por qué abandonan la búsqueda de empleo en Cataluña. Saber si son personas autóctonas o extranjeras, si son hombres o mujeres, que edad tienen y también si permanecen aquí, si marchan a otras comunidades o al extranjero buscando las oportunidades de empleo que ahora no se les ofrecen aquí.

No obstante, lo relevante es que la solución al paro ha de venir de la creación no porque la gente abandone nuestro mercado de trabajo porque no se está creando empleo ni se espera que eso se produzca a corto plazo. Mientras la única política económica que conozcamos y se espere sea la de la austeridad eso no cambiará, ni en las temporadas estivales.