La bomba detectada en Reino Unido pasó inadvertida en el primer rastreo del avión

El paquete sospechoso encontrado el viernes en el aeropuerto británico de East Midlands resultó ser una bomba diseñada para derribar el avión de carga que la transportaba con dirección a EE UU.

Londres confirma que la bomba de Midlands estaba lista para explotar
Londres confirma que la bomba de Midlands estaba lista para explotar

La ministra del Interior británica, Theresa May, que presidió ayer el Comité de Emergencia, recalcó que era posible que la aeronave fuera el blanco y que los responsables de enviar el artefacto no supieran el lugar exacto donde explotaría. Según el rotativo «The Guardian», la bomba era tan sofisticada que los primeros exámenes realizados sugirieron en un primer momento que no contenía explosivos. Cuando se inspeccionó la bodega del avión, los perros no detectaron nada, y sólo en un segundo examen los agentes se percataron de la existencia del paquete. Éste se pudo encontrar tras un chivatazo de los Servicios de Inteligencia saudíes. Scotland Yard señaló ayer que, aunque el avión procedía de Yemen, el paquete había sido recogido previamente en Colonia (Alemania) de otra aeronave que también había despegado en Yemen. Además del paquete, los agentes analizaban ayer otra serie de objetos. El primer ministro británico, David Cameron, aseguró que «de momento» no había pruebas de que la bomba estuviera diseñada para atentar en suelo británico, «pero, por supuesto, no podemos descartarlo». «He hablado con Ali Abdula Saleh [presidente de Yemen], para destacar que tenemos que hacer aún más para acometer y acabar de raíz con el cáncer de Al Qaida en Yemen y en la Península Arábiga», matizó. Reino Unido impedirá el desplazamiento de cualquier avión procedente del país árabe que atraviese el espacio aéreo británico sin estar debidamente supervisado o acompañado por las autoridades. El dispositivo no ha hecho cambiar el nivel de amenaza terrorista en las islas británicas, que desde el pasado mes de enero se encuentra en «severa».