La prensa inglesa ya no se ríe de Casillas ahora llama «payasos» a los suyos

Hace unos días, la broma era criticar a Iker Casillas y achacarle la derrota con Suiza a la presencia de su novia, la periodista Sara Carbonero. Ahora, la prensa inglesa ha desatado su ira contra la selección de su país tras el empate a cero con Argelia.

La prensa inglesa ya no se ríe de Casillas; ahora llama «payasos» a los suyos
La prensa inglesa ya no se ríe de Casillas; ahora llama «payasos» a los suyos

La falta de goles de Inglaterra en su encuentro de anoche ante Argelia despertó la ira incluso en la prensa británica, que tilda hoy de "nefasta"e "inútil"a la selección de Fabio Capello, cuya permanencia en el Mundial exige una victoria el miércoles ante Eslovenia.

El "Daily Express"titula su contraportada con un sencillo pero enorme "inútiles", acompañado de una imagen en la que se puede ver al seleccionador de Inglaterra, Fabio Capello, durante una conversación algo tensa con el capitán del equipo, Steven Gerrard, como indica el amenazador dedo índice con el que advierte al jugador.

Este mismo periódico dedica otra página al jugador del Manchester United Wayne Rooney, que perdió ayer la calma cuando escuchó los abucheos de su propia afición y asegura: "los seguidores no necesitan dar lecciones a Wayne".

En el primer párrafo de su artículo, el diario narra cómo Inglaterra regresaba cabizbajo al vestuario "aturdida y deprimida", mientras "los abucheos de su propia afición sonaban en sus oídos"después de un "lamentable"espectáculo.

Por su parte, el sensacionalista "The Sun"utiliza una famosa expresión extraída del diálogo del que fuera primer ministro británico durante la contienda del Reino Unido en la segunda Guerra Mundial, Winston Churchill, y la extrapola al contexto de la Copa del Mundo.

"Nunca antes en el campo del conflicto de la Copa del Mundo ha sido ofrecido tan poco por unos pocos a tanta gente", dice el diario, disculpándose con el fallecido político.

El mismo diario atribuye a Capello unas palabras referidas al preocupante estado del delantero Wayne Rooney: "Miro a Rooney y no es el mismo, no lo entiendo".

"Los jugadores solían estar con miedo en Wembley, ahora están aterrorizados en la Copa del Mundo", continúa el diario como si hablara por boca del técnico italiano.

El "Daily Mirror"va más allá y tacha de "payasos"a los jugadores de Inglaterra, al tiempo que habla de "la falta de claves de Capello".

En su titular, este periódico juega con la palabra "boo", que significa en inglés "abucheo"y la palabra "vuvuzelas", instrumentos cuyo penetrable sonido acompaña en este Mundial todos los partidos, y escribe: "Booboozzzzzelas", como burla al equipo inglés.

"Una nefasta Inglaterra falla de nuevo mientras la forma de Rooney es una enorme preocupación", señala.

"Una vergüenza. Las estrellas de Fabio no estaban preparadas para vestir la camiseta", opina este popular tabloide británico.

En contraste con los grandes sensacionalistas del Reino Unido, "The Guardian"se ahorra los calificativos e indica, simplemente, en su principal titular deportivo: "sin chispa, sin espíritu, sin esperanza".

A continuación informa de que un aficionado enfurecido abordó al ex internacional David Beckham en el vestuario y ofrece una fotografía a página completa del jugador Emile Heskey tumbado en el césped lamentándose por la falta de goles de Inglaterra al término del encuentro.

No obstante, el periódico recoge algunas palabras de esperanza, en concreto del delantero del Tottenham Jermain Defoe: "Somos un gran equipo y será diferente contra Eslovenia".

Por último, "The Independent"abre su edición del sábado de esta manera: "Sin goles. Sin astucia. Sin elegancia".

Vuelve a referirse, como otros, a Inglaterra de "nefasta"y su juego de ayer como "un caos", mientras recuerda la "única oportunidad que tiene de salvarse"en su próximo partido ante Eslovenia.

El diario abre además una gran interrogación sobre si Capello podrá "arreglar Inglaterra en sólo cuatro días"y reserva un hueco para las comentadas palabras de Rooney, que dijo irónicamente: "bonito escuchar a tus seguidores abuchear".