Londres suspende sus vuelos directos con Yemen

El Gobierno británico decidió suspender hoy los vuelos directos entre el Reino Unido y Yemen, país de procedencia del objeto sospechoso encontrado en las últimas horas en el aeropuerto de East Midlands (norte de Inglaterra).

La ministra del Interior, Theresa May, manifestó que "la seguridad del Reino Unido sigue siendo la prioridad número uno"e informó de que el objeto encontrado en un avión de carga que tenía como destino Chicago, vía Filadelfia, sigue siendo examinado.

"En estos momentos, no hay nada que indique que algún lugar del Reino Unido pudiera ser atacado. Estamos considerando con urgencia los pasos necesarios en relación con la seguridad de los envíos de carga que se originan en Yemen", dijo la titular de Interior.  "Por razones de seguridad -añadió- no hay en estos momentos vuelos directos desde Yemen al Reino Unido".

La suspensión de los vuelos directos de carga desde Yemen se suma a la que está en vigor desde hace más de un año con respecto a la aerolínea Yemenia Airlines, en una decisión que fue prorrogada sin fecha concreta en enero de este año.

La decisión fue tomada por el entonces primer ministro, Gordon Brown, un mes después del supuesto intento de atentado del joven nigeriano Umar Farouk Abdulmutallab de hacer explotar el día de Navidad un avión en pleno vuelo de la aerolínea Delta cuando se disponía a aterrizar en la ciudad estadounidense de Detroit).

Los servicios de inteligencia estadounidenses y británicos afirmaron entonces que Abdulmutallab, que estudió varios años en Londres, estableció contacto con Al Qaeda para la comisión de un atentado a través de islamistas extremistas radicados en Yemen.

La BBC difundió una fotografía del objeto que generó la alerta a ambos lados del océano Atlántico, un cartucho de tóner de impresora, que aparece manchado con un polvo blanco y del que parecen salir algunos cables unidos a un dispositivo electrónico. El cartucho fue localizado en el aeropuerto de East Midlands, que sirve a diario de punto intermedio a cientos de vuelos de carga que realizan transportes entre Asia y África, y América.

Según una fuente oficial citada por la BBC, el cartucho es "potencialmente amenazador", aunque no se trata de una bomba. El hallazgo motivó la evacuación y acordonamiento del centro de distribución de carga del aeropuerto, que es utilizado por varias compañías, entre ellas UPS, DHL y el servicio británico de Correos, aunque esta medida de seguridad fue posteriormente retirada.

Las autoridades afirmaron que el primer aviso fue recibido a las 02.30 horas GMT de hoy, tras lo cual se evacuó y precintó el centro distribución, que está en una zona remota de este aeropuerto, que sirve a las localidades de Nottingham, Leicester y Derby.

El área se reabrió a las 09.00 horas GMT, pero se volvió a instalar un cordón de seguridad poco antes de las 13.00 horas GMT, como medida de "precaución", para volver a examinar el paquete. Las operaciones del aeropuerto se mantuvieron sin cambios y la terminal de pasajeros permaneció abierta todo el día.