Muere durante una excavación el descubridor de la tumba de Herodes

Ehud Netzer, el arqueólogo israelí que alcanzó notoriedad hace tres años por el descubrimiento de la supuesta tumba del rey Herodes, ha fallecido a causa de un accidente durante las excavaciones de un antiguo palacio en el yacimiento de Herodium, según informaron este viernes fuentes médicas.

Netzer, de 76 años, murió ayer jueves por la tarde a causa de las graves heridas que sufrió después de que cediese una verja en el Herodium, un yacimiento arqueológico situado entre Jerusalén y Belén, en Cisjordania.

"Su trágica muerte es una pérdida para su familia, para los investigadores de la herencia judía y para la ciencia y la arqueología", declaró el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, en un comunicado.

Netzer protagonizó las portadas en 2007 cuando anunció el descubrimiento de la tumba de Herodes el Grande, el rey de Judea ungido por los romanos, quien reinó entre el 37 y el cuatro antes de Cristo y el cual hizo reconstruir el Templo de Jerusalén y, según el Evangelio de Mateo, ordenó la 'Matanza de los Inocentes'.

En 2008, desenterró las supuestas tumbas de la esposa y la cuñada de Herodes y más recientemente participó en las excavaciones de un fastuoso teatro en Herodium, con capacidad para 400 espectadores.