Trabajar en equipo desde cualquier punto del mundo

El objetivo del proyecto «Origin» es que todas las factorías de la empresa interactúen como un centro único, independientemente de su ubicación geográfica, su lengua, la diferencia cultural y horaria

Trabajar en equipo desde cualquier punto del mundo
Trabajar en equipo desde cualquier punto del mundo

Ser más competitivo es vital para la supervivencia en un mercado global. Dicha competitividad depende en gran medida de una buena organización interna. Y no es lo mismo organizar a 20 empleados que unificar criterios entre miles de trabajadores y clientes que se encuentra geográficamente a miles de kilómetros, hablan distintas lenguas y tienen sus particulares referentes culturales.
Con este gran reto unificador, arrancó hace un año el proyecto Origin, que contó con un presupuesto de 7,3 millones de euros. La idea es llegar a crear un gran «centro virtual» para la red de Software Labs de Indra. Hasta 2012, un consorcio de empresas ha unido sus esfuerzos en este programa de investigación que ha entrado en la fase de desarrollo, tras la definición de los requerimientos del proyecto.

Más eficiencia
Lidera el proceso la empresa Indra, a través de su red de Software Labs, y cuenta con la participación de las empresas de Castilla-La Mancha Sicaman Nuevas Tecnologías, Alhambra Eidos y SIGTel, la empresa asturiana Treelogic, la Universidad de Oviedo y la Universidad de Castilla-La Mancha. El proyecto tiene una duración de tres años y está financiado por el fondo tecnológico del CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial).
«El objetivo es ser más eficientes, que todas las factorías de la empresa trabajen como un centro único, independientemente de su ubicación geográfica», explica Gabriel Sánchez Belmonte, director del proyecto de Indra.
Para ello es necesario superar todos aquellos problemas de comunicación, lenguaje y diferencia horaria, principalmente. Es decir, «que no se conviertan en un obstáculo». La intención es construir una serie de herramientas y metodologías de trabajo que sean iguales para todo el colectivo de trabajadores, unificar criterios de manera que se asegure la calidad en la ingeniería de requisitos, la planificación de proyectos o los modelos de negocio. En resumen, el proyecto busca poder industrializar el proceso de construcción de software con objeto de aumentar la productividad.
En la actualidad, los expertos están avanzando en las tareas de desarrollo de la arquitectura técnica, donde también tendrán cabida programas de pruebas para que cada centro pueda testear la calidad del desarrollo o, incluso, llegar a crear diversos modelos de predicción del comportamiento de los proyectos en cuestión a partir de determinados indicadores.

Más ventajas
Origin tiene dos ventajas más: el hecho de poder contar con profesionales de todo el mundo, donde cada uno aporta su destreza, su experiencia y sus conocimientos técnicos, da la posibilidad de trabajar 24x7 gracias a la diferencia horaria existente en cada país y lograr aumentar la calidad sin aumentar los costes.