Concentrado de diseño y deportividad

La versión Abarth del Fiat 500C, un toque de distinción muy exclusivo

El diseño con aire «retro» y muy personal del 500 se ve mejorado con la versión descapotable y la personalización Abarth
El diseño con aire «retro» y muy personal del 500 se ve mejorado con la versión descapotable y la personalización Abarth

Madrid- Desde el momento de su presentación, el 500 ha sido uno de los coches con más personalidad del mercado. Sus formas, inspiradas en el Fiat 500 de hace medio siglo, cautivaron a todos los amantes del diseño. Una vez más, como antes ocurrió con el Mini, la vuelta al pasado representó una opción de futuro. Y el éxito de ventas no se hizo esperar. Fiat ha ido evolucionando una carrocería a la que le queda aún mucho recorrido. Lo hace a pasos cortos, pero bien dados. Incrementando niveles de potencia, ideando versiones especiales y creando nuevas opciones en acabados.

No tardó mucho en llegar la versión Abarth, el símbolo de la deportividad dentro de la gama de la firma italiana. Desde casi siempre, la industria creada por el austriaco Karl Abarth se convirtió en la opción más deportiva para los coches de la gama Fiat, que se mejoraban con el símbolo del escorpión. Algo que se repite en este 500C, la versión cabrio de este utilitario de capota de lona y montantes laterales que le sirven de guía. Es un toque más de distinción en este diseño. Por medio de un interruptor, la lona se desplaza hacia atrás por medio de motores eléctricos y queda perfectamente plegada, hasta el punto de que el alerón trasero con luz queda a la altura de la luna posterior.

El puesto de conducción es básicamente el mismo del 500, pero con algunos detalles que nos recuerdan que estamos ante un auténtico Abarth, como el botón para elegir la conducción sport o el cambio de marchas Abarth Competición muy efectivo.

Tiene que serlo si tenemos en cuenta que por delante tenemos un motor 1,4 litros turboalimentado que ofrece un potencia de 140 cv, pero que pueden pasar a 160 cv si, por 2.500 euros más, se accede al «kit» de piezas «esseesse». En este caso su velocidad punta llega a los 209 por hora.



Abarth 500C

Cilindrada: 1.368 cc
Potencia: 140 cv
Velocidad máxima: 205 km/h
Aceleración 0-100: 8,1 s
Peso: 890 Kg
Capacidad depósito: 60 litros
Consumo: 6,5 l
Tracción: Delantera
Cambio: 6 velocidades
Capacidad maletero: 185 l
Larg/anch/alt: 3,65/1,62/1,48
Precio: 21.400 euros
Prestaciones: Sin reductoras