Rubalcaba réplica mirando al PSOE

La Razón
La RazónLa Razón

Rubalcaba replicó a Rajoy con un discurso que quería aparentar moderación y cierta invitación al consenso, pero que en realidad pretendía sembrar la alarma sobre las reformas populares. En realidad, el portavoz socialista repitió el mismo guión crítico de la campaña electoral, los mismos argumentos y la misma retórica. Y el mismo error de exigir a Rajoy lo que el PSOE no hizo en siete años. De ahí que cundiera la impresión de que Rubalcaba estaba más interesado en ganar puntos ante su propio partido que en refutar a Rajoy con sólidos razonamientos.



Duran Lleida y los puentes con el PP
Duran Lleida mantuvo ayer el estilo moderado y constructivo que le define y no dudó en apoyar casi todas las reformas de Rajoy. Sin embargo, el portavoz de CiU fue inflexible con dos reclamaciones de las que hace bandera para toda la legislatura: el pacto fiscal, una especie de concierto como el vasco, y el pago del Fondo de Competitividad acordado con el anterior Gobierno. Todo apunta a que Duran no apoyará la investidura de Rajoy, pero haría bien en no destruir los puentes tendidos.



El debut de Lara y la deuda «ilegítima»
Había expectación por el debut de Cayo Lara, que sustituye al «purgado» Gaspar Llamazares como portavoz de ese eufemismo llamado Izquierda Unida. Estuvo combativo, pero no asilvestrado, aunque exigiera declarar «ilegítima» parte de la deuda pública. Prometió hacer una «oposición responsable» y, como muestra de ello, elogió dos decisiones de Rajoy: revalorizar las pensiones y las ayudas fiscales a la contratación de jóvenes. Por lo demás, el líder comunista no se apartó de los caminos trillados de una izquierda colectivista y anacrónica.