De la Vega será miembro del Consejo de Estado

El presidente José Luis Rodríguez Zapatero, tras comunicar la remodelación de Gobierno, ha anunciado que su "intención"es nombrar a María Teresa Fernández de la Vega, tras su salida del Ejecutivo, como miembro del Consejo de Estado. De la Vega se limitó a asegurar a los periodistas en los pasillos del Congreso que está "fenomenal", tras conocerse la noticia.

En rueda de prensa en la Moncloa para anunciar los cambios en el Gobierno, Zapatero ha dedicado unas palabras de reconocimiento a De la Vega "por toda su dedicación, su trabajo día y noche, por su coraje, por su entrega"y le ha mostrado su agradecimiento por su labor en el Ejecutivo a lo largo de seis años.

Minutos antes, cuando su marcha era ya conocida por los periodistas presentes en el Hemiciclo del Congreso, De la Vega respondió lacónicamente a sus preguntas diciendo que se encontraba "fenomenal". Después de votar las enmiendas a la totalidad de los Presupuestos de 2011, la ministra de Economía, Elena Salgado, se había fundido en un emotivo abrazo con De la Vega, en un gesto de "cariño", según ha explicado después.Ninguna de las dos ha querido valorar los cambios realizados por el presidente.

La hasta ahora vicepresidenta primera renunciará a su escaño para incorporarse al Consejo de Estado porque es incompatible con su nuevo cargo. Será sustituida por Margarita Pin Arboledas como diputada por Valencia.

Según han informado a EFE un portavoz del PSPV-PSOE, la persona que figura en el puesto número 9 la lista electoral que el PSOE presentó por Valencia en marzo de 2008, es Margarita Pin Arboledas, de 61 años, que ya fue diputada nacional en la VI, VII y VII legislaturas.

La que será la sustituta de Fernández de la Vega es técnica de grado medio en el Área del Menor de la Generalitat, fue concejala de Sagunto y diputada provincial de Valencia.

El nombramiento de la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega como miembro del Consejo de Estado pondrá fin a una carrera parlamentaria de 14 años en el Congreso ya que el escaño de diputada es incompatible con el máximo órgano consultivo del país.

Después de años ligada al mundo judicial --fue jefa de gabinete del primer ministro socialista de Justicia (Fernando Ledesma), vocal del Consejo General del Poder Judicial (1990) y secretaria de Estado en el Ministerio (1994)--, Fernández De la Vega fue elegida por primera vez diputada en 1996, como independiente en la lista del PSOE por Jaén.

Ha revalidado el escaño en todas las elecciones generales posteriores, pero cada vez por una circunscripción diferente, en función de los intereses del partido. En 2000 se presentó por Segovia, en 2004 por Madrid y ya en 2008 por su provincia natal, Valencia.

En el Congreso fue la secretaria general del Grupo Socialista que dirigía como portavoz Jesús Caldera en los años de oposición al Gobierno de mayoría absoluta de José María Aznar (2000-2004). Esa labor y su capacidad de trabajo la catapultó a la Vicepresidencia Primera del Gobierno en 2004, donde se ha mantenido hasta ahora.

De la Vega no es ajena al Consejo de Estado pues de hecho el pasado mes de junio fue ella, en su calidad de ministra de Presidencia, quien propuso el nombramiento de la actual secretaria general de la institución, Guadalupe Hernández-Gil Alvarez-Cienfuegos.

El Consejo de Estado, que actualmente preside el ex magistrado del TC Francisco Rubio Llorente, cuenta con ocho consejeros permanentes, diez natos y otra serie de electivos, pero Zapatero no ha precisado este miércoles si propondrá a su vicepresidenta por una u otra vía.

si fuera consejera permanente, De la Vega sería la primera mujer en llegar a la institución por esa vía, como también fue la primera vicepresidenta del gobierno y la primera mujer que ha presidio un Consejo de Ministros.

Como miembro del Consejo de Estado se reencontraría con su primer mentor en la Administración del Estado, Fernando Ledesma, el ministro de Justicia que la nombró directora de gabinete en 1982.