Tijeretazo de Gallardón

El equipo de Gallardón continúa su política de austeridad y ayer la Junta aprobó el Plan Económico Financiero y el Plan de Saneamiento que siguen esta misma línea. Primero recortaron la flota de coches oficiales y los escoltas de los concejales.

Desaparece un área de Gobierno y se suprimen 17 puestos directivos y 62 eventuales
Desaparece un área de Gobierno y se suprimen 17 puestos directivos y 62 eventuales

Ahora, el nuevo organigrama del consistorio permitirá ahorrar más de nueve millones de euros a las arcas municipales. El Ayuntamiento prescindirá de tres coordinadores generales, 14 direcciones generales (cuatro de ellas reconvertidas en subdirecciones) y 62 eventuales. Los grupos municipales tenían 89 y por el momento llevan contratados 69, pero UPyD les ha advertido que ellos aún no han terminado de nombrar a su equipo. La reestructuración más reseñable es la integración del Área de Movilidad a la de Medio Ambiente, que asume competencias que hasta ahora eran parte de otras áreas de Gobierno como por ejemplo en materia de transportes o vías públicas.

Según sus estimaciones, el Ayuntamiento cerrará el ejercicio de 2011 con un déficit de 521 millones de euros en términos de contabilidad nacional, el 0,3 por ciento del PIB. Sin embargo, la ciudad de Madrid alcanzará la estabilidad presupuestaria en 2012, y además lo hará con un superávit de 325 millones siempre y cuando el Ministerio siga refinanciando los gastos ordinarios. El capítulo 6, sobre inversiones reales, es el que sufre mayor cambio, puesto que se ahorrarán más de 700 millones de euros, un 70 por ciento respecto al ejercicio de 2010. El delegado de Hacienda, Juan Bravo, explica esta reducción porque no tienen prevista ninguna obra en la presente legislatura. La consecuencia más inmediata es la desaparición del Área de Obras y Espacios Públicos, que permite este ahorro a la administración.

Las medidas
Desaparece el área de Gobierno de Obras y Espacios públicos. Se eliminarán tres coordinaciones generales y 14 direcciones. Se suprimen 17 puestos directivos y 62 eventuales o de confianza. Esta decisión supone un ahorro de cinco millones de euros al año. Se elimina el actual Patronato de Turismo, cuyas competencias serán asumidas por la Empresa Municipal Promoción de Madrid, S.A. Esta nueva empresa pública, que tendrá otra denominación, desarrollará la estrategia de Madrid en materia de turismo, tanto en lo referido a la promoción y difusión en origen como a la atención integral en destino. Se reconvierten 85 plazas de escoltas que estaban destinadas a protección de concejales y que ahora servirán para reforzar el servicio de agentes tutores, la Unidad de violencia de género y otros servicios de atención ciudadana.