África

Los satélites Herschel y Planck envían las primeras señales a la Tierra 40 minutos después de su despegue

Los satélites de la Agencia Espacial Europea (ESA), Herschel y Planck, enviaron hoy sus primeras señales de radio a la Tierra "sólo 40 minutos después de su despegue", confirmando que la separación de la lanzadera "ha sido un éxito"y permitiendo el control de su trayectoria por parte de los ingenieros espaciales. Así, según informó hoy la agencia espacial, el 'Herschel' fue el primero en desacoplarse de la parte superior de la lanzadera Ariane 5 a las 15.38 horas a una altitud de 1.150 metros, sobre la costa este de Africa. Por su parte, la estructura que recubría al Planck, 'Sylda' se desprendió aproximadamente un minuto y medio después, a 1.700 metros de altitud, lanzando al satélite al exterior. Después de la separación, los satélites pusieron en marcha sus sistemas de control de altitud y de telecomunicaciones "para reorientarse y establecer contacto con la Tierra por primera vez". Las señales del Herschel fueron recibidas por la agencia espacial a través de una antenas de 35 metros de profundidad situada en New Norcia (Australia), mientras que las del Planck se recibieron en Perth (Australia). Por último, la agencia espacial señala que, a partir de la primera recepción telemétrica, los equipos de control podrán seguirán recibiendo información continuada y los ingenieros de operaciones espaciales utilizarán estos datos "para asegurar el correcto funcionamiento de los satélite". Además, podrán modificar la trayectoria de sus maniobras.