El Fiscal del Supremo acusa al expresidente Martinelli por el caso de las escuchas ilegales en Panamá

El magistrado fiscal del Supremo de Panamá Harry Díaz presentó un escrito de acusación contra el expresidente Ricardo Martinelli (2009-2014) por su presunta implicación en el caso de las escuchas telefónicas a unas 150 personas durante su Gobierno, informó hoy el Órgano Judicial.

Díaz presentó ante la Corte Suprema de Justicia un escrito de acusación por los delitos contra la inviolabilidad del secreto, contra el derecho a la intimidad y contra la administración pública, detalló el Órgano Judicial en una declaración oficial.

En el escrito, que publicaron parcialmente varios medios locales, el magistrado fiscal dice que ha terminado la investigación y que tiene "suficientes elementos de convicción que acreditan el hecho punible y la vinculación"del exgobernante (2009-2014) con los delitos señalados.

Según el Órgano Judicial, Díaz también solicitó este viernes a la Dirección de Investigación Judicial la emisión de una "alerta azul"a través de la Policía Internacional (Interpol), con motivo de esta causa.

Esta alerta se utiliza para recabar más información sobre la identificación de una persona o las actividades que se consideren delictivas dentro de un asunto penal, según explica la policía internacional en su pagina web.

El exfiscal general Rogelio Cruz, uno de los abogados del Martinelli, dijo a Efe que no ha sido notificado de esta decisión y que solo ha recibido información de que terminó la investigación por este caso.

La imputación formal del exmandatario se tendrá que realizar en una audiencia, cuya fecha no se ha determinado todavía, en la que tiene que estar presente el acusado, según explicó a Efe el vicepresidente del Consejo Nacional de Abogados de Panamá, Juan Carlos Araúz.

El expresidente Ricardo Martinelli abandonó el país a finales de enero pasado y se encuentra en Miami (Estados Unidos), según sus defensores.

Martinelli tiene otros cinco procesos por presunta corrupción abiertos en la Corte Suprema de Justicia. Efe