Un agricultor en Marruecos mata a cinco personas y se suicida

Un drama rural en una rica zona agrícola del norte de Marruecos se ha saldado con la muerte de seis personas, uno de ellos el supuesto asesino de los otros cinco, además de una mujer y un niño en estado grave, informó hoy la agencia oficial marroquí MAP.

Según MAP, los hechos sucedieron ayer, cuando aparecieron muertos, asesinados con algún arma blanca, el capataz de una granja y dos guardianes nocturnos en Sfirat, una aldea de la región de Kenitra, llanura agrícola al norte de Rabat que está entre las más fértiles del país.

El asesino dejó además heridos a cuchilladas a la esposa del capataz y a un hijo de cuatro años; la primera señaló al posible asesino, un trabajador de la misma granja que estaba desaparecido, hasta que las pesquisas policiales llevaron a los agentes hasta un pozo donde encontraron su cadáver, aparentemente suicidado.

Esta mañana han aparecido otros dos cadáveres de trabajadores de la misma granja, de entre 50 y 60 años, colegas del supuesto asesino.

Se desconocen los motivos que pudieron empujarle a matar a cinco personas, que podrían subir hasta seis si el niño de cuatro años, que sufre traumatismo craneal, no consigue superar su estado en la unidad de reanimación de un hospital de Rabat.