Andalucía

Valses y polkas de Strauss en el epílogo de 2018

LA RAZÓN y la Fundación Excelentia organizan sendos “Conciertos de Año Nuevo” en Jerez y Sevilla

Siguiendo el modelo del popular Concierto de Año Nuevo de Viena, uno de los espectáculos de música clásica más vistos en televisión, LA RAZÓN y la Fundación Excelentia invitan a despedir el año con polkas y valses de la familia Strauss, y en esta ocasión por partida doble. Hoy acoge por primera vez este concierto, a cargo de la Orquesta Sinfónica de España, el teatro Villamarta de Jerez de la Frontera. La cita es a las 20:30 horas. Mañana domingo los músicos se subirán al escenario del Teatro de la Maestranza de Sevilla, siendo la cuarta edición de una cita que cuenta con el patrocinio de Endesa, la Fundación Cajasol, Onda Cero, Cajasur, Sando, NH Hotel Group y Bodegas Barbadillo. El presidente de la Fundación Excelentia, Javier Martí, reconoce que «son días de mucho trabajo para las orquestas», puesto que diciembre y enero son meses en los que «hay un gran número de espectáculos porque la gente tiene más tiempo para consumir ocio y cultura». La entidad cultural, dedicada a la captación del talento y a la difusión de la música clásica, está ahora «a pleno rendimiento», con casi 25 conciertos en esos dos meses, pero, tal y como señala Martí, «estamos acostumbrados».

Publicidad

Con todo, asegura estar «encantado» de hacer doblete en Sevilla y en Jerez. Esta última ciudad es una plaza nueva para la orquesta, «con un buen teatro como el Villamarta». El repertorio será muy similar al de otras ediciones, aunque con novedades significativas. Un esquema de concierto en el que prima el buen ambiente familiar en una fecha tan especial como la Navidad. Este año la orquesta comenzará con la «Obertura de la Caballería Ligera», de Franz von Suppé, continuando con el «Vals de las Mil y una Noches», de Johann Strauss, y el «Can can», de Offenbach. No faltarán piezas clásicas como el «Vals del emperador» o el «Danubio Azul». Finalmente, tal y como ocurre cada año en Viena, el público marcará el ritmo de la «Marcha Radetsky» con palmas. Llevará la batuta el director australiano Kynan Johns, afincado en Nueva York. «Es un todoterreno. Puede dirigir desde lo más clásico a cualquier tipo de repertorio», sostiene Martí, quien señala que el valor fundamental de estos conciertos es «crear afición». «La música clásica no es una cosa del pasado, puede ser muy actual». El 29 de enero, en Madrid, la orquesta se enfrenta al reto de interpretar la banda sonora de «Casino Royale» mientras se proyecta la película en el Teatro Real.