América

Adaptar el turismo rural a una demanda de productos singulares y de alta calidad

Antonio Pardo, José Manuel Soria, Alicia García y Ramiro Ruiz Medrano durante la presentación celebrada en la capital soriana
Antonio Pardo, José Manuel Soria, Alicia García y Ramiro Ruiz Medrano durante la presentación celebrada en la capital soriana

La consejera de Cultura y Turismo, Alicia García, animó a los empresarios y administraciones de la Comunidad a realizar un «gran esfuerzo» para adaptar la oferta de turismo rural a las exigencias del mercado internacional, que demanda productos «singulares» y de «calidad». Asimismo, defendió el salto al exterior ya que permitirá romper su dependencia del consumo interno, que durante el pasado año puso «en dificultades» al sector aunque destacó que presenta ya signos «claros» de recuperación.

García realizaba estas declaraciones durante la presentación del Plan de Promoción Internacional de Turismo Rural, que protagonizaba el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria en El Burgo de Osma. La consejera volvió a valorar el apoyo prestado por el Gobierno al turismo de interior como complemento al «sol y plata» para diversificar la oferta y desestacionalizar la demanda en el conjunto del país.

Alicia García defendió el liderazgo de la Comunidad en el turismo de interior, al contar con 35.000 plazas y más de 4.000 alojamientos, si bien señaló que el sector necesita impulsar su internacionalización, una estrategia que la Junta lleva potenciando varios años. Para ello, la titular de Cultura sostuvo que es necesario una armonización de la legislación sobre la tipología de establecimientos, la categorización, los criterios de valoración y la simbología, informa Ical.

Consenso

Por ello, la consejera recordó que Castilla y León y La Rioja se unieron para elaborar un documento de consenso entre las comunidades, que fue aceptado por el resto. Además, remarcó que la Junta aprobó en noviembre un decreto que renueva la normativa de los alojamientos de turismo rural, con una novedosa categorización y la aparición de la figura del hotel rural. Explicó que todos estos cambios permitirán la internacionalización del sector en torno a un producto «diferenciable» e «identificable» con criterios «únicos y homogéneos».

El Plan de Turismo incluirá 187 actuaciones de promoción y apoyo a la comercialización del turismo rural y de interior español en 17 mercados (de Europa y América) a través de las 33 oficinas españolas de turismo en el exterior, y fomentará el producto «Ecoturismo en la Red de Parques Nacionales y en Paradores Nacionales» para crear una oferta diferenciada y con proyección internacional. Son dos de las medidas que aplicará y que están incluidas en este Plan Integral de Turismo Rural 2014, que pondrá en valor, especialmente, el patrimonio natural y cultural de los pueblos.

El plan incluye la armonización de la normativa y la creación de un logotipo de cinco categorías de «estrellas verdes». Para el Ministerio esta tipología que «homogeniza» el sector constituye el punto de partida fundamental para mostrar la oferta de turismo rural y se perfila como un elemento imprescindible para el éxito de las actuaciones de promoción y comercialización. Anteriormente existían 35 disposiciones de regulación de estos alojamientos, que daban lugar a 55 tipologías.