Actualidad

Cuatro de cada diez embarazadas se alimentan con productos de riesgo

Un informe de la Sociedad de Ginecológica y Obstetricia revela que la mitad tiene más síntomas psíquicos que físicos

Un informe presentado reciéntemente por la Sociedad Española Ginecológica y Obstetricia sobre los hábitos de las embarazadas advierte de que casi cuatro de cada diez mujeres en estado no se alimentan como se debería y toman productos considerados de riesgo durante la gestación.

Publicidad

El estudio señala que los embutidos, lácteos no pasteurizados y carnes y pescados poco hechos son algunos de los alimentos que se recomiendan evitar durante el embarazo, pero que sin embargo no todas las siguen.

Además, el informe refleja que el 20 por ciento de las encintas tampoco adapta sus hábitos alimenticios durante el embarazo y que hasta el tres por ciento, incluso, los empeora, a pesar de la importancia de la nutrición en esta etapa. Si bien, no todo son noticias preocupantes en el estudio, ya que éste pone de manifiesto que un tercio de las embarazadas de la región cuida su hidratación, otro aspecto clave en la nutrición de la embarazada.

Igualmente, en lo que se refiere ala actividad física, los datos son también más optimistas. Y es que ocho de cada diez encuestadas practican ejercicio moderado o adaptado a esta etapa; solo una de cada cinco encuestadas afirmó no realizar ningún tipo de actividad física y un dos por ciento reconoce optar por el ejercicio intenso, a pesar de no estar tampoco aconsejado en la gestación.

Donde hay mayor unanimidad es a la hora de evitar el consumo de tabaco y alcohol durante la gestación. Nueve de cada diez embarazadas se alejan de los cigarrillos conscientes del riesgo que entraña para la salud de su hijo y casi la totalidad de las encuestadas asegura evitar también las bebidas alcohólicas.

Publicidad

Por otra parte, el estudio revela que el 91 por ciento de las embarazadas de la Comunidad, el porcentaje más alto de España, declara haber pasado un buen embarazo a nivel físico, si bien la mayoría ha sufrido algún síntoma. En general, el cansancio y la somnolencia (61 por ciento) junto con los trastornos digestivos (48 por ciento) son las molestias más comunes. Y de entre las que experimentan síntomas, algo más de la mitad asegura tener más síntomas psíquicos que físicos durante la gestación. Este malestar emocional procede de las inquietudes y dudas que la mujer siente durante el embarazo. Según el estudio, las más habituales para las mujeres de Castilla y León son la salud del bebé, la preocupación por el momento del parto y los primeros cuidados tras el nacimiento. No obstante, los miedos disminuyen en mujeres que ya han vivido un embarazo previamente y también con la edad.