José Sarrión apela a la «defensa del movimiento obrero» como prioridad

El candidato de IU reclama una fiscalidad progresiva e impuestos a las grandes superficies comerciales

El candidato de IU-Castilla y León en Marcha, José Sarrión, junto al secretario regional de CCOO, Vicente Andrés
El candidato de IU-Castilla y León en Marcha, José Sarrión, junto al secretario regional de CCOO, Vicente Andrés

La «defensa del movimiento obrero» como prioridad. Es lo que planteó el candidato de Izquierda Unida-Castilla y León en Marcha a la Junta, José Sarrión, durante el acto de presentación de su programa electoral organizado por Comisiones Obreras de Castilla y León en Valladolid.

«No se trata de una promesa si no de un hecho en los últimos cuatro años es estar al lado de los trabajadores y en contra de las localizaciones de empresas en la Comunidad», afirmó. En esta línea se refirió a las crisis producidas en Lauki y Dulciora, en Valladolid, el cierre de Vestas, en León o la amenaza sobre Nissan Ávila.

Además, Sarrión recordó ante los delegados sindicales de Comisiones Obreras el «apoyo» que se ha prestado hasta la venta de la factoría de Made en Medina del Campo (Valladolid), en Siemens Gamesa «y a los trabajadores de la Función Pública en sus reivindicaciones», o las más recientes de Itevelesa o Embutidos Rodríguez, así como en «cada una y todas de las movilizaciones, convocatorias, concentraciones y huelgas que ha habido en los cuatro años de legislatura», dijo.

A su vez, recordó que solo la defensa del movimiento obrero «ayudará a mejorar las condiciones de esta tierra», ya que sin él la Comunidad, consideró, «no tendrá ningún futuro». Por ello, recordó que el programa de IU-Castilla y León en Marcha se caracteriza por «una gran reivindicación para reclamar un empleo digno y estable y con derechos».

Para Sarrión se viven unos tiempos donde la recuperación de la crisis económica se está haciendo «a costa de los derechos de los trabajadores», y se lamentó especialmente de que el 90 por ciento de los contratos que se están realizando en los últimos tiempos son temporales y un 40 por ciento a tiempo parcial. «Esto es absolutamente insoportable como que haya 43.000 horas a la semana en la Comunidad que se están haciendo ilegalmente o sin cobrar. También existe una situación de explotación laboral en muchos puntos y las únicas recetas validas para acabar con la despoblación son erradicar el paro y la precariedad. Quien no lo afirmé así está mintiendo», espetó.

En otro punto, el coordinador de IU se refirió a la existencia de una fiscalidad progresiva «como algo fundamental» y criticó lo que parece «puede ser un pacto de gobierno PSOE-Ciudadanos», ya que, en su opinión, lo primero que harían los socialistas «es traicionar el acuerdo fiscal firmado con los sindicatos y otras fuerzas políticas de la Región».

Nuevo libro

Ya por la tarde, José Sarrión presentaba su segundo libro «Comunes el sol y el viento. Crónicas de un procurador en las Cortes», en el que dijo, pretende «explicar la política autonómica». «Vivimos en una Comunidad donde se discute poco en este aspecto, es fácil que cualquier ciudadanos diga el nombre de dos ministros o dos concejales, pero haya que vérselas para que sepan el nombre de dos consejeros de la Junta», manifestó.