La Diputación facilitará a alumnos de la UEMC prácticas en empresas de Valladolid

Jesús Julio Carnero anuncia que se ofrecen 40 becas en industrias ubicadas en los pueblos

Jesús Julio Carnero, Imelda Rodríguez y Pilar Vicente, durante la firma del convenio
Jesús Julio Carnero, Imelda Rodríguez y Pilar Vicente, durante la firma del convenio

Jesús Julio Carnero anuncia que se ofrecen 40 becas en industrias ubicadas en los pueblos.

La Diputación de Valladolid y la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC) acaban de firmar un conevio por el que 40 alumnos podrán realizar prácticas en empresas de las zonas rurales de la provincia. Un acuerdo que como recordó, el presidente de la institución provincial, Jesús Julio Carnero, se enmarca dentro de las actuaciones que se desarrollan dentro del Plan Impulso, y que permite a los estudiantes entrar en contacto con la realidad profesional o con el área en el que se están formando. Una iniciativa de Ciudadanos, cuyo portavoz, Pilar Vicente, también presente en la firma, recordó la alta tasa de paro que sufren los jóvenes de la provincia.

Desarrollo del talento

Por su parte, la rectora de la UEMC, Imelda Rodríguez, recordó que el acuerdo facilitará el desarrollo del talento de «nuestros estudiantes desde los primeros cursos para impulsar su competitividad profesional».

De esta manera podrán acceder a las becas aquellos alumnos que se encuentren cursando cualquier titulación oficial de la UEMC, tanto de Grado como de Posgrado, y que están matriculados en la asignatura de Prácticas en Empresas. La propia universidad será la encargada de gestionar el procedimiento de selección, gestión y proceso de las prácticas a través de su Centro de Empleo y Carrera Profesional.

El presupuesto total del convenio supera los 34.200 euros, de los que 30.200 son aportados por la Diputación de Valladolid y el resto por la UEMC. Esas cifras permitirán dar cobertura a 9.000 horas de prácticas. La duración de las becas, que estará comprendida entre 100 y 300 horas, ajustándose a lo establecido en el Plan de Estudios. En función de las horas de prácticas realizadas, los alumnos podrán percibir entre los 300 y los 900 euros.

Unas becas que, según Carnero y Rodríguez, responden al objetivo de lograr la máxima empleabilidad de los titulados universitarios y que proporcionarán al alumno la formación práctica necesaria en cada título, favoreciendo los valores de la innovación, la creatividad además del emprendimiento.