Actualidad

Artur Mas dilapidó 80 millones de euros de la Unión Europea para empleo

Eran fondos europeos destinados a políticas de empleo durante los recortes, entre los años 2013 y 2015

Eran fondos europeos destinados a políticas de empleo durante los recortes, entre los años 2013 y 2015

Publicidad

Catalunya dejó de utilizar más de 80 millones de euros en concepto de fondos europeos destinados a políticas de empleo entre los años 2013 y 2015, que habían sido asignados por el Fondo Social Europeo (FSE), en el marco de un contexto de recortes presupuestarios.

En una respuesta parlamentaria recogida por Europa Press, la Conselleria de Economía de la Generalitat detalla que los fondos asignados a Catalunya que no fueron utilizados y se perdieron fueron de 30,98 millones de euros en 2013; 34,35 en 2014, y 15,48 en 2015, lo que suma 80,81 millones.

Publicidad

Estos recursos podrían haber sido utilizados por el Servei Públic d’Ocupació de Catalunya (SOC), organismo adscrito a la Conselleria de Trabajo de la Generalitat que tiene las competencias en materia de empleo.

Publicidad

Fuentes del SOC han informado a Europa Press de que los importes del periodo comprendido entre 2013 y 2015 fueron planificados dos años antes, de 2011 a 2013, puesto que hay dos años de plazo para acreditar los gastos de los programas laborales que se financian con los fondos que asigna la Unión Europea (UE).

Han agregado que, cuando se asignan los fondos en función de determinados indicadores laborales, el SOC se encarga de diseñar e implementar los programas, que acostumbran a ejecutar entidades y asociaciones, y que después se tiene justificar el gasto ante la UE, puesto que los programas se financian a medias.

El FSE es el principal instrumento utilizado por la UE para fomentar el empleo y la inclusión social entre los ciudadanos de los Estados miembros, ayudándolos a encontrar un puesto de trabajo o mejorar el que tienen, y con el objetivo de acelerar la cohesión y convergencia de los diferentes países.

Publicidad

Las citadas fuentes del SOC han señalado que los fondos no utilizados corresponden al periodo de seis años anterior del FSE, de 2007 a 2013, y que en el actual sexenio (2014-2020) no se han producido incidencias y se están gastando los recursos asignados.

POSIBLES CAUSAS

El periodo en el que los fondos no utilizados se deberían haber incluido en los Presupuestos de la Generalitat es entre 2011 y 2013, cuando el presidente era Artur Mas y el conseller de Trabajo era Francesc Xavier Mena hasta diciembre de 2012 y Felip Puig hasta 2016, han explicado a Europa Press fuentes conocedoras de la asignación de recursos europeos.

Pese a que la UE asignó recursos para políticas de empleo, el Govern pudo decidir no gastarlos todos y dejar más de 80 millones sin utilizar, en un contexto de crisis económica y recortes, han remarcado dichas fuentes.

También han señalado que el SOC diseña los programas pero que los ejecutan entidades y asociaciones, que pueden tener problemas para acreditar los gastos una vez realizados, lo que implica que no se acaben pudiendo justificar los recursos asignados y consten como no utilizados, aunque se hayan hecho los programas.