La Asociación del Transporte Público reivindica la T-10 para el aeropuerto

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

La Asociación para la Promoción del Transporte Público (PTP) solicitó la validez de la T–10 y de los billetes de Renfe en la línea 9 sur, para aprovechar el metro al aeropuerto, además de más líneas de Cercanías a El Prat de Llobregat.

La PTP reclama que las tarifas impuestas para la línea 9 de metro tienen como «única finalidad recaudar dinero para financiar Ifercat, el ente público constructor de las estaciones con concesiones privadas, a través del turista o del viajero de negocios».

El régimen tarifario especial establecido para las estaciones de las dos terminales del aeropuerto, que impiden el uso de las tarjetas más utilizadas, las T–10, y aumenta el precio del billete sencillo de 2,15 € hasta los 4,50 €, no está justificado como en otros servicios de metro de Madrid o Londres que sí le hacen la competencia al taxi, según la PTP.

Denuncian que, teniendo en cuenta las ofertas alternativas de transporte ya existentes, más rápidas y más económicas, la tarifa de la línea 9 «no hará más que reducir la demanda potencial». La combinación de las líneas 1 y 9 sur de metro tampoco será una «alternativa atractiva» para viajar al aeropuerto, según la asociación de promoción de transporte público, pese a la «buena frecuencia» del metro.

Estiman que la combinación de la L1 y la L9 sur llega en 49 minutos, mientras que las Rodalies del Prat o la T–2 combinado con la L9 del metro tarda 35 minutos, con un coste igual en títulos superiores a los mensuales. En el caso de la Terminal 2, donde ya existe un servicio ferroviario «rápido y directo» hacia el centro de Barcelona, cada 30 minutos, creen que un incremento de la frecuencia era suficiente.

La PTP calcula que los trenes de Rodalies ya existentes en la T–2 tardan 25 minutos, aceptan todos los títulos y tienen un coste de 4,10 €por billete sencillo, mientras que la combinación de metro de L1 y L9 sur dura 46 minutos, con un precio de 4,50 € por billete sencillo y sin la posibilidad de utilizar una T10.

También, reafirman su idea de promover la línea 9 sur como lanzadera desde la estación de Renfe de El Prat y, estiman que la nueva línea de metro con los seis trenes de la red de Cercanías por hora de El Prat sale más a cuenta que combinar el autobús lanzadera de Aena T–1–T–2 con los únicos dos trenes que lleguen cada hora a la terminal 2, ya que ahorra un total de ocho minutos al viajero.