Fabra: «El PP será inflexible para que los imputados no vayan en las listas»

El presidente del PPCV, Alberto Fabra, ha insistido hoy en que el partido será "inflexible"a la hora de impedir que imputados por corrupción integren las listas electorales, y seguirá trabajando para que aquellos que dependen de él "salgan de los primeros lugares"de representación.

Fabra ha hecho estas declaraciones a los periodistas durante sus asistencia a la Fira de Tots Sants de Cocentaina entre abucheos y gritos que pedían su dimisión, al ser preguntado por la situación de al alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo.

Fabra ha recordado desde hace "mucho tiempo", los imputados por corrupción han sido apartados de sus puestos en el Gobierno y en la dirección del partido o del grupo parlamentario, mientras que los procesados saben que es incompatible ocupar un escaño con sentarse en el banquillo.

Eso, ha dicho, "lo vamos a llevar a pies juntillas en estos momentos"y ha asegurado que seguirán trabajando para que aquellos imputados que dependen directamente de Fabra "salgan fuera de los primeros lugares para no ser referencia de ningún partido, especialmente del nuestro".

En caso personas con un acta, como el de Sonia Castedo, el también president de la Generalitat ha dicho que todos ellos saben en esas condiciones no van a estar las próximas listas, pues "no hay posibilidad de compartir un comportamiento que genera desconfianza en los ciudadanos con presentarse en las listas".

Fabra ha señalado que si hubiera circunstancia adicionales en el caso de ala alcaldesa de Alicante, sería el Comité de Derechos y Garantías del partido el que tendría que actuar.

El presidente regional del PP ha asegurado que la corrupción están afectando a la credibilidad de las instituciones y los partidos, por lo que es necesario actuar de forma conjunta contra ella.

Asimismo, ha denunciado que aunque la Comunitat Valenciana hay menos casos de corrupción que en otras comunidades, "hay algunos que siempre están empeñado en poner el foco"en esta autonomía, y ha destacado que "nadie en ninguna zona de España ha tomado las decisiones que hemos tomado nosotros contra la corrupción".

En este sentido, ha asegurado que lo que va a hacer su partido es "seguir siendo inflexible con aquellos que creen que la política no es una vocación de servicio sino aprovecharse de la representación de los ciudadanos para resolver sus problemas".