María José Alcón: Fallece la concejal del PP que confesó el «pitufeo»

La que fuera concejal de Cultura del PP en el Ayuntamiento de Valencia falleció ayer al precipitarse desde el balcón de su segunda residencia, en Callosa d’En Sarrià, en la provincia de Alicante

María José Alcón / Foto: Efe
María José Alcón / Foto: Efe

La que fuera concejal de Cultura del PP en el Ayuntamiento de Valencia falleció ayer al precipitarse desde el balcón de su segunda residencia, en Callosa d’En Sarrià, en la provincia de Alicante.

La que fuera concejal de Cultura del PP en el Ayuntamiento de Valencia con Rita Barberá de alcaldesa, María José Alcón –imputada en el «caso Taula» sobre blanqueo de dinero y presunta financiación irregular del partido– falleció ayer al precipitarse desde el balcón de su segunda residencia, en Callosa d’En Sarrià, en la provincia de Alicante.

Fuentes conocedoras de los hechos informaron a Efe que el suceso se produjo ayer por la mañana en una casa de esta localidad alicantina, de donde es natural Alfonso Grau, su actual marido y que fue vicealcalde de Valencia durante el mandato de Rita Barberá al frente del Consistorio.

El matrimonio estaba pasando el fin de semana en esta segunda residencia. Ayer por la mañana Grau salió a pasear con un amigo del pueblo, y al regresar a casa se encontró con el cadáver de María José Alcón, que según las primeras investigaciones podría haberse precipitado desde un tercer o cuarto piso.

La Guardia Civil, que no facilitó datos sobre este suceso, ha iniciado una investigación para determinar las circunstancias en las que se produjo esta muerte.

María José Alcón, persona muy conocida en Valencia debido al cargo que ocupó durante años en el Gobierno de Rita Barberá, adquirió protagonismo en el «caso Taula», que investiga la presunta financiación ilegal del PP de la ciudad, por la confesión que le hizo a su hijo por teléfono, en la que habló sobre el blanqueo del PP de Valencia. Esta llamada quedó registrada en una grabación y fue incorporada a la instrucción del procedimiento. Al final, la prueba sirvió de base para las investigaciones que desembocaron en la imputación de prácticamente todo el equipo de Rita Barberá.

Más tarde, Alcón se desdijo de su confesión y alegó que padecía problemas psicológicos graves y explicó ante el juez que esta situación afectó a sus declaraciones. Así, la ex edil adujo secuelas en la memoria para justificar los olvidos manifiestos en la declaración judicial sucedida tras su detención como consecuencia de la operación.

La ex integrante del equipo municipal del PP en Valencia, investigada en el «caso Taula» al igual que su marido –que fue absuelto por la Audiencia de Palma en el «caso Nóos»–, llevaba años delicada de salud y había pasado por diversos ingresos hospitalarios. En junio del año 2009 tuvo que ser ingresada en el hospital La Fe de Valencia tras sufrir un accidente doméstico en su casa de Mislata, desde donde cayó de una altura de dos metros y resultó herida grave.