Actualidad

La lluvia desborda el barranco de la Parra, en Carlet

Se han cortando los caminos rurales afectados por el paso del agua para evitar que se circule por ellos

Se han cortando los caminos rurales afectados por el paso del agua para evitar que se circule por ellos

Publicidad

El barranco de la Parra, en Carlet (Valencia), se ha desbordado esta mañana a consecuencia del temporal de lluvias y se están cortando los caminos rurales afectados por el paso del agua para evitar que se circule por ellos, según ha informado la alcaldesa, María José Ortega.

Aunque en este municipio de la comarca de la Ribera Alta no está lloviendo mucho este viernes, sí lo está haciendo por la parte alta de las montañas, que han tenido más hielo que nunca, y por eso los barrancos se llenan y el de la Parra «ha aumentado con mucha brutalidad»

La alcaldesa asegura que La gente mayor dice que nunca habían visto los barrancos con tanta agua. El Ayuntamiento ha formado un equipo de urgencias y emergencias, se ha llamado a la brigada de obras y los refuerzos de policías locales y se ha avisado a Protección Civil y Emergencias.

De momento no ha habido personas afectadas o evacuadas, según Ortega, que ha explicado que hace años también se desbordó este barranco pero no como esta vez.

Publicidad

Ortega ha indicado que ya tienen todo activado e intentarán cortar todos los caminos, aunque ha señalado que el problema que tiene este municipio es que tiene muchas casas diseminadas por la montaña. «El peligro es que la gente suba y baje y piensen que va poca agua y quiera pasar», ha advertido para añadir que se trata de agua con mucho barro, con caña, que viene desde muy alto y tienen mucha fuerza.

Por la seguridad de las personas, se han cortado todos los caminos afectados por el agua, «por pequeños que sean, para que a la gente ni se le ocurra pasar y no corra peligro».

Publicidad

De momento han sido cortados los caminos de la Parra, Deposits, Casa Blanca y el Canal frente al barranco la Devesa.

El municipio se encuentra en plenas fiestas mayores y la gota fría ha obligado a cancelar los actos religiosos que se celebran por la calle, pero han instalado por primera vez una carpa gigante para no suspender los actos y las verbenas por la noche.

No obstante, hna indicado que si empieza a llover fuerte se tendrá que suspender también la verbena. «Estamos improvisando y conforme pasan las horas estamos tomando decisiones»