Carmena dice que el Club de Campo es de todos los madrileños

La alcaldesa indigna a los abonados al meter este año a 7.000 estudiantes de colegios públicos para que aprendan golf, hockey e hípica.. La sociedad que gestiona el Club se autofinancia gracias a las cuotas de los abonados

Manuela Carmena.
Manuela Carmena.

La alcaldesa indigna a los abonados al meter este año a 7.000 estudiantes de colegios públicos para que aprendan golf, hockey e hípica.

La sociedad que gestiona el Club se autofinancia gracias a las cuotas de los abonados.

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha afirmado este lunes que le parece “estupendo” que los estudiantes y los niños puedan acceder al Club de Campo porque es una institución “del Ayuntamiento, de todos los madrileños”.

Así ha respondido Carmena a las críticas de algunos abonados, recogidas por LA RAZÓN, por la llegada de escolares a las instalaciones municipales. Esta temporada el Ayuntamiento de Madrid, dentro de su programa de Escuelas Municipales de Promoción Deportivas, ha creado el Aula Club de Campo, con tres deportes para escolares: golf, hípica y hockey. Además, la alcaldesa ha anunciado que se pondrá en marcha, por medio de la Agencia para el Empleo, un taller para que un grupo de 15 personas con diversidad funcional o intelectual se formen en jardinería en el Club de Campo.

Por su parte, la portavoz del PP en Madrid, Esperanza Aguirre, afirmó a cerca de la entrada de escolares en el Club de Campo que “hace muchísimo tiempo” que hay cursos de deporte en el Club de Campo para estudiantes de colegios públicos. Estas clases comenzaron en forma de prueba la pasada primavera con 13 colegios públicos; no obstante será ahora, en el mes de octubre cuando se ponga en marcha el proyecto “SporTEduca”, mediante el cual 7.000 escolares aprenderán golf, hípica y hockey en el Club de Campo.

El Club de Campo está construido sobre suelo municipal pero está gestionado por una sociedad que conforman los abonados del club, por lo que funciona como un club privado.

El Club no recibe ni un euro del Ayuntamiento, se financia con las cuotas de los abonados y con patrocinios. Es una sociedad sin ánimo de lucro. El presupuesto para 2016 es de 25,4 millones, de los cuales, 18,7 provienen de las cuotas de los abonados, que pagan unos 600 euros al año por poder utilizarlas instalaciones. Cualquier madrileño que quiera acceder al Club tiene que pagar una entrada para poder entrar, de 7 euros entre semana y 20 los fines de semana. Además, para practicar cualquier actividad tanto abonados como no abonados deben de pagar.