El PSOE ganaría las elecciones en la Comunidad de Madrid, según una encuesta de Ferraz

Aseguran que, tras el escándalo de Cifuentes, el PP caería cinco puntos y el PSOE sería primera fuerza.

Pedro Sánchez durante la rueda de prensa
Pedro Sánchez durante la rueda de prensa

Aseguran que, tras el escándalo de Cifuentes, el PP caería cinco puntos y el PSOE sería primera fuerza.

El PSOE respira triunfalismo. Prospere o no la moción de censura a Cristina Cifuentes, los socialistas se ven más cerca de la Puerta del Sol. Según fuentes de Ferraz, el PSOE maneja encuestas internas que le colocan como primera fuerza en la Comunidad de Madrid, con una subida de en torno a tres puntos. Esto se debe a que el escándalo del máster lastraría al PP, que perdería cinco puntos. Ciudadanos sube y Podemos baja.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha pedido hoy a Ciudadanos “no dar una salida política al PP y sí una salida a la interinidad que vive la Comunidad de Madrid” con un partido “anegado por la corrupción”. En este sentido, Sánchez sigue presionando al partido de Albert Rivera, “porque estamos a un escaño de cambiar las cosas” y devolver la dignidad a las instituciones. Es más, el líder socialista se ha preguntado cuántas de estas instituciones va a seguir “arrastrando por la tierra Cifuentes para evitar dimitir”.

CDR

Sánchez ha evitado aclarar si ve terrorismo, como sí hace la Fiscalía, en las acciones de los CDR catalanes y ha llamado a “actuar con prudencia y temple en este contexto extraordinariamente complejo” para “no quebrar el equilibrio entre seguridad y libertad de expresión”. “El poder judicial sabrá interpretarlo”, ha asegurado.

En cuanto a los lazos amarillos, que el ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha considerado “ofensivos”, el líder socialista ha señalado que aunque “te pueden gustar o no, hay que respetar la libertad de expresión”

Presupuesto alternativo

Por otro lado, el PSOE ha presentado hoy una propuesta de Presupuestos alternativos a los del Gobierno, en los que fundamentan su “no” a las cuentas públicas y la enmienda a la totalidad que presentarán los socialistas y que califican de “realista” y “ambiciosa”. En ella plantean un aumento presupuestario de 8.000 millones de euros. Un 30% de esta cantidad (2.500 millones) provendría del ahorro público; 1.500 del fraude fiscal y 4.000 de la imposición a las rentas más altas y a los grupos empresariales “que no tributan lo que tienen que tributar”