La «vieja» IU amenaza con pelear la lista de Tania Sánchez

En Ganemos ya se están preparando por si «otras fuerzas políticas se incorporan al proceso» para crear una candidatura conjunta de cara a los comicios de 2015. Aunque no lo han dicho abiertamente, ya podrían estar pensando en su «matrimonio» con Izquierda Unida que tendrá dos candidatos que les son afines: Tania Sánchez y Mauricio Valiente.
En Ganemos ya se están preparando por si «otras fuerzas políticas se incorporan al proceso» para crear una candidatura conjunta de cara a los comicios de 2015. Aunque no lo han dicho abiertamente, ya podrían estar pensando en su «matrimonio» con Izquierda Unida que tendrá dos candidatos que les son afines: Tania Sánchez y Mauricio Valiente.

Una vez superadas las primarias de Izquierda Unida, el calendario más inmediato del partido contempla ya una nueva batalla, la de la confección de las listas electorales que concurran a los comicios autonómicos y locales del próximo mes de mayo. Su negociación podría terminar de abrir la fractura existente en el seno de su federación madrileña. La vieja guardia y el sector partidario de abrir un proceso de confluencia total con partidos y movimientos asociativos de izquierdas –Podemos, por encima de todos– deberán sentarse y consensuar los nombres de los aspirantes a diputados y a concejales que conformen los equipos de los dos vencedores, Tania Sánchez y Mauricio Valiente.

Se trata de un camino que no se prevé sencillo a pesar de las llamadas a la reconciliación del fin de semana: «Se acabaron las guerras», prometió en este contexto Raquel López, una de las candidatas derrotadas. Como anticipo a los cambios que están por llegar, las «víctimas» colaterales del proceso de primarias ya han comenzado a dar un paso al lado. Ayer fue Eddy Sánchez, coordinador general de la formación hasta ahora, el que reconoció que su labor «de transición» ha culminado con éxito. Ahora, aseguró ayer en su despedida, «IU está en mejor posición que antes para ser protagonista de la derrota de la derecha». Y con Eddy Sánchez fuera de la dirección, todas las miradas apuntan ahora a Gregorio Gordo, cuya posición como portavoz de la formación en la Asamblea se encuentra más en el aire que nunca.

Respecto a la confección de las listas electorales, fuentes de la dirección regional aseguraban ayer que esperan poder tenerlas listas antes de que acabe 2014. Esta meta debe, sin embargo, cumplir varias etapas previas. En menos de 24 horas, deberá convocarse una comisión ejecutiva. En ella se han de valorar las remodelaciones organizativas de la formación, incluido si, como sugirió ayer Eddy Sánchez, el partido decide continuar sin coordinador general hasta después de las elecciones de mayo. Los 18 miembros de la Comisión deberán convocar a la presidencia –integrada por 80 personas– y este órgano, a su vez, preparar la reunión del consejo político. Esta instancia será la que tenga la ardua labor de elaborar las listas electorales. La forman 220 personas y en ella están representadas, de forma proporcional, todas las corrientes. En función de los avales que unos y otros presenten tendrán mas peso en la elección de los nombres de la candidatura así como del orden que ocupen en la lista. La reunión del consejo político podría celebrarse en un plazo de dos o tres semanas.

Si en el reparto de avales que protagonicen las distintas familias de la formación se reproducen los resultados de las primarias de este domingo, el sector cercano a Tania Sánchez podría controlar en torno a la mitad de la candidatura. La diputada autonómica consiguió el 52% de los votos entre la militancia, siete puntos menos del respaldo que Sánchez cosechó entre los simpatizantes. Sin embargo, los derrotados en el proceso de primarias podrían en este escenario defender su cuota de poder e intentar poner obstáculos a que Tania Sánchez buscase acaparar los primeros puestos de la lista.

Del mismo modo, todo este proceso está sujeto a modificaciones –«todo es revisable», apuntó ayer Eddy Sánchez– en función del grado de convergencia que se alcance con otros partidos como Podemos y de los procedimientos que en ese caso pudieran llegar a pactarse en la elaboración de una lista única. Un extremo al que, con los resultados de las primarias encima de la mesa, Izquierda Unida parece abocada. De hecho, el propio Eddy Sánchez –que no se ha caracterizado precisamente por haber defendido la estrategia de una convergencia total con Podemos– destacó ayer «para el éxito de la nueva etapa que se abre dentro de IU de Madrid son fundamentales las progresivas aportaciones masivas de sectores pertenecientes a las realidades sociales y laborales de nuestra región, no hechas a imagen y semejanza de las diferentes corrientes internas presentes ni de sus núcleos dirigentes».

Sobre su adiós, Eddy Sánchez precisó haber tomado la decisión de dimitir el pasado mes de marzo. Aseguró sentirse «satisfecho» con el trabajo hecho aunque también reconoció entre líneas que cuando asumió el cargo de coordinador general no pensó en ser un dirigente de «transición»: «Marx decía que ‘‘la historia avanza a veces por su lado más feo’’ y a mí a lo mejor me ha tocado ese lado», reconoció. Descartó que la primarias hayan supuesto el «aterrizaje» de Podemos en Izquierda Unida, restó importancia a las informaciones sobre presuntas irregularidades cometidas por Tania Sánchez en su etapa como concejal de Rivas Vaciamadrid, aunque también exigió que ante cualquier atisbo de oscuridad en la gestión se aporte luz y todas las explicaciones necesarias. En el plano más personal, Eddy Sánchez se mostró contento por recuperar su condición de militante de base en Vallecas y su vida profesional vinculada con la Universidad y la investigación.