Aceleración de la transición energética y compromiso local

Capital Energy despliega parques eólicos y solares en la península ibérica y fomenta el desarrollo sostenible en las comunidades donde opera

Parque eólico de Buseco, ubicado en los municipios de Tineo, Villayón y Valdés, Asturias
Parque eólico de Buseco, ubicado en los municipios de Tineo, Villayón y Valdés, Asturias FOTO: EFE La Razón

La transición energética en marcha requiere de actores comprometidos con el objetivo de descarbonización de la economía, pero también con el no menos importante de propiciar que este proceso sea justo.

Entre esos actores especial protagonismo tienen las compañías de energía eléctrica. Capital Energy, nacida hace 20 años con la vocación de convertirse en el primer operador 100% renovable integrado en la península ibérica, aboga e integra en su plan de negocio ambos planteamientos: conciliar, simultaneamente, la contribución a la progresiva descarbonización mediante la implantación de las energías renovables, especialmente eólica y solar, con el desarrollo económico y social de todos los territorios en los que lleva a cabo su actividad.

Para lo primero, la compañía fundada por Jesús Martín Buezas y cuyo CEO es Juan José Sánchez, que está presente en toda la cadena de valor del sector renovable, cuenta con una cartera de proyectos de más de 30 gigavatios (GW) de potencia, entre eólicos y solares, de los que más de 8,5 GW ya tienen permiso de acceso. Además, se hizo con casi 2.200 megavatios (MW) en las subastas de energías renovables convocadas por el Gobierno el año pasado.

Alianzas estratégicas

Para realizar estos proyectos y alcanzar los objetivos, Capital Energy ha suscrito acuerdos con distintos socios. En el sector de la eólica marina en la penísula ibérica, en el que dispone de una cartera de 2.000 MW y en el que proyecta desarrollar el primer parque offshore portuario en España, concretamente en Granadilla (Tenerife), va de la mano de empresas como Shell y BlueFloat

Por otro lado, los aerogeneradores para los proyectos serán suministrados por los principales fabricantes a nivel mundial, como Siemens Gamesa y GE Renewable Energy. En cuanto al aspecto financiero, la compañía ha recibido recientemente el respaldo de tres relevantes fondos europeos: el alemán MEAG, el francés Eiffel y el danés CIP, mediante el que dispondrá de financiación por 310 millones de euros.

Además, Capital Energy, en la consideración de que uno de los factores relevantes para el éxito de su proyecto estratégico es la contratación de profesionales contrastados, está llevando a cabo una política de recursos humanos basada en el talento. La compañía ya cuenta con una plantilla compuesta por alrededor de 360 profesionales.

Proyecto Territorios

En este contexto se enmarca su Proyecto Territorios, sobre el que el director de Digitalización y Sostenibilidad de la compañía, Víctor Gimeno Granda, destaca que «nuestro compromiso es ser un vecino más en las comarcas en las que operamos y con ese propósito lo hemos lanzado. El desarrollo sostenible es parte de nuestro ADN y la contribución al progreso de esos lugares, uno de los pilares de nuestra Estrategia de Sostenibilidad».

La idea de esta iniciativa es que las acciones concretas a realizar en cada lugar donde se instalen los proyectos se definan de acuerdo con las necesidades que se planteen en procesos de diálogo abierto con los grupos de interés locales. Por ejemplo, en el caso del reciente acuerdo firmado con el ayuntamiento soriano de Cubo de la Solana, se están barajando mejoras de infraestructuras y servicios, potenciación de la oferta cultural y la atención socio sanitaria municipal o el establecimiento de una comunidad energética para abastecer el alumbrado público, el consistorio, el centro de salud, la farmacia y el centro social.

Esta colaboración concreta de Capital Energy se mantendrá a lo largo de la fase de operación del parque eólico Corpal, cuya vida útil prevista es de 35 años. Para Gimeno, el Proyecto Territorios «propiciará que los beneficios que genera cada parque reviertan a la comunidad local y se destinen a proyectos de impacto positivo para ella».

La fase deconstrucción de este parque, que tendrá una capacidad de 156 MW y podrá producir energía limpia suficiente para atender el consumo de unos 157.000 hogares de Castilla y León, movilizará una inversión de 200 millones de euros e implicará la creación de 700 puestos de trabajo durante los periodos punta de las obras. En la fase de operación y mantenimiento dará empleo permanente a unos 20 profesionales de la zona y aportará 650.000 euros a las arcas locales cada año durante su vida útil.

Capital Energy está presente en toda la cadena de valor del sector renovable en España

El Proyecto Territorios forma parte de la Estrategia de Sostenibilidad de la compañía