Explicación fiscal

El Consejo de Ministros aprobó ayer una reforma fiscal que supone una reducción de impuestos, siempre según fuentes gubernamentales. Esta medida es algo que el PP llevaba en el programa electoral con el que concurrió a las últimas elecciones generales. Sin embargo, y a la vista de lo que se encontró cuando llegó al poder, siempre según sus explicaciones, no tuvo más remedio que hacer justamente lo contrario, es decir, subir los impuestos. Ahora necesitamos saber si la bajada aprobada ayer sirve para anular los últimos incrementos y nos quedaríamos igual que estábamos en los últimos meses del Gobierno socialista; si solo la anula un poco y la presión fiscal sería todavía más elevada que cuando el PP llegó al poder, o si, por el contrario, en el balance final hay una bajada real de la presión fiscal y los populares han comenzado a cumplir su promesa. No es un tema baladí, especialmente para algunos grupos de votantes, sobre todo de las clases medias, que habían otorgado su confianza a Rajoy hace dos años y medio, pero que le volvieron la espalda en los últimos comicios europeos al sentirse engañados. Montoro y quien corresponda deberán explicar de forma muy clarita todo lo que se traen entre manos, todo lo que se ha aprobado en cada uno de los impuestos y todas las repercusiones de esas decisiones en nuestros bolsillos. E insisto en lo de todo. Además, y de forma especial, deberían ser muy cuidadosos y evitar darnos gato por liebre, si es que tienen esa tentación. En esto de los impuestos y de los números es muy fácil intentar «colar» como novedad algo que ya existe, por ejemplo. Los ciudadanos estamos muy escamados en la materia y queremos explicaciones claras, sencillas y veraces.