Sociedad

Sanidad afronta con un déficit de 29.354 profesionales la sexta ola de covid

Los centros de salud solo se encontraban con el 79,19% de su plantilla, de media, en diciembre, según un estudio del sindicato CSIF

Largas colas en el Centro de Salud Universidad, de Madrid, el 21 de diciembre
Largas colas en el Centro de Salud Universidad, de Madrid, el 21 de diciembre FOTO: Cézaro De Luca Europa Press

Los servicios de salud de las comunidades autónomas afrontan la sexta ola de covid con un déficit de 29.354 profesionales ya que solo se han cubierto la mitad de los contratos rescindidos desde septiembre, según se desprende de los últimos datos de la Seguridad Social conocidos hoy.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia creciente en el sector privado, advierte de que durante el mes de diciembre, coincidiendo con la incidencia de la variante Ómicron del coronavirus, se produjeron un total de 29.182 contratos en la Sanidad.

Sin embargo, estas contrataciones no compensan las 58.536 bajas registradas en la Seguridad Social desde septiembre, tal y como ha venido denunciando este sindicato de manera reiterada. En concreto, los datos de afiliación de la Seguridad Social en el sector de Actividades Sanitarias y Servicios Sociales durante los últimos meses, señala, son los siguientes: septiembre (-13.311); octubre (-36.252); noviembre (-8.973); diciembre (+29.182).

Así, CSIF denuncia “la grave irresponsabilidad de las diferentes administraciones teniendo en cuenta la situación límite en la que se encuentra la atención primaria, el incremento de la presión asistencial en los hospitales, la campaña de vacunación y las enfermedades asociadas a esta época del año”. Además, las plantillas están sufriendo también bajas por contagios.

Por todo ello, reclama un plan de contingencia urgente “y que todos los contratos de refuerzo por covid se incorporen a las plantillas estructurales de los centros, con vocación de permanencia y no solo enfocados a situaciones puntuales como cada vez que hay un repunte en los contagios. Actualmente solo están garantizados en el mejor de los casos hasta marzo. Hay que tener en cuenta que los profesionales están agotados. Hay que reforzar las plantillas todo lo posible y nos podemos permitir que haya una sola persona en las bolsas de trabajo sin contratar”, pide el sindicato en un comunicado.

Situación de los centros de salud

Por otra parte, CSIF ha llevado a cabo en el mes de diciembre un estudio de cobertura de las plantillas de los centros de salud en las diferentes autonomías. En concreto, se ha consultado cuál era su plantilla habitual y que plantilla se encontraba trabajando en el momento de la encuesta. Los datos han reflejado que, de media, solo se encontraba trabajando el 79,19% de la plantilla asignada y esto, contando con los presuntos refuerzos en plena sexta ola.

Con estos datos, es fácil adivinar por qué la atención primaria se encuentra desbordada durante esta sexta ola de covid: el personal de los centros de salud ha estado trabajando durante el mes de diciembre, con un 20% de su plantilla, por lo que no se han cubierto bajas, vacaciones ni permisos.

“Desde CSIF hemos denunciado la falta financiación y sobrecarga de trabajo que sufre la atención primaria desde hace años, lo que está causando la sobrecarga laboral de sus profesionales y una merma en el acceso de la población a este nivel asistencial. En concreto, se destina de media un 14% del gasto sanitario total por CC AA, muy alejado del 25% recomendado”, aseguran desde el sindicato.

Según otro estudio realizado por CSIF, la atención primaria requiere una inversión de 4.000 millones de euros, de los que 1.600 millones deben destinarse a implantar el Marco Estratégico; 1.300 millones a equiparar los recursos humanos de Medicina y Enfermería a la media de la UE; 1.100 millones a subsanar el déficit estructural existente y para la dotación del resto de categorías, que permita alcanzar las ratios de la UE (TCAEs, matronas, fisioterapeutas, trabajadores sociales, personal administrativo…)