¿Qué es la regla de las “tres C” que ayuda a no contagiarte de coronavirus?

La OMS establece las medidas esenciales que todos deberíamos adoptar para poder controlar la pandemia

El coronavirus avanza imparable por todo el mundo. Los nuevos contagios y los fallecidos no paran de aumentar. La vuelta al colegio está marcada por una gran incertidumbre y las consecuencias que pueda tener en el desarrollo de la pandemia son enormes.

Ante esta situación las autoridades redoblan sus llamadas para cumplir estrictamente con las medidas de seguridad y así evitar que los casos dejen de aumentar de forma descontrolada.

La Organización Mundial de la Salud has señalado una sencilla regla como recordatorio para insistir en la importancia de la protección frente a la Covi-19.: la regla de “las tres C”.

El director general del este organismo, Tedros Adhanom Ghebreyesus, destacó durante una comparecencia esta semana que “son cosas esenciales sobre las que todos los países, comunidades y personas se deben enfocar para controlar la transmisión del coronavirus”.

¿En qué consiste?

La regla a la que ha hecho referencia la OMS básicamente consiste evitar estas tres situaciones:

1- Espacios cerrados o con poca ventilación (“closed spaces”)

2- Lugares concurridos (“crowded places”), como, por ejemplo, eventos deportivos, discotecas o lugares de culto

3- Contacto cercano “close-contact settings”, sobre todo con personas que no son del entorno familiar.

El director general de la OMS avisó de que la “mayoría” de las personas siguen siendo susceptibles de contagiarse del nuevo coronavirus y de que el virus puede ser mortal en “todas las edades”. Así, instó a la población y a los países a proteger a las personas más vulnerables porque, sólo de esta forma, se podrán salvar vidas, evitar que los pacientes evolucionen gravemente y aliviar la presión sobre los sistemas sanitarios.

“Los gobiernos deben tomar acciones personalizadas para encontrar, aislar, probar y cuidar los casos, así como rastrear y poner en cuarentena a los contactos. Las peticiones generalizadas de quedarse en casa pueden evitarse si los países llevan a cabo intervenciones temporales y geográficamente específicas”, zanjó Tedros.

Adoptada por Japón

Japón adoptó esta medida al poco de estallar la pandemia al comprobar que el mayor número de contagios se producía en gimnasios, salas de música, bares, karaokes. Desde el gobierno japonés especificaron: “Hay que evitar que estas “tres C” se superpongan en la vida cotidiana. Tenemos que crear un nuevo estilo de vida a partir de ahora, hay que cambiar nuestra forma de pensar”, comentó el primer ministro Shinzo Abe.

“El distanciamiento social puede funcionar, pero en realidad no ayuda a continuar la vida social normal. Las “tres C” son un enfoque mucho más pragmático y muy efectivo, a la vez que tienen un efecto similar”, sostuvo Kazuto Suzuki, profesor de la Universidad de Hokkaido.