Alerta por calor “asfixiante” este fin de semana con temperaturas rozando los 45 ºC

El Valle del Ebro será una caldera, donde se registrarán valores de récord para el mes de julio

Una joven trata de mitigar los altas temperaturas en Córdoba
Una joven trata de mitigar los altas temperaturas en CórdobaSalasEFE

Los primeros efectos de la canícula se están notando esta semana. El comienzo del periodo más caluroso del año deja un final de julio con temperaturas extremas en gran parte de la península. Donde más sufrirán el azote del sol este fin de semana será en el valle del Ebro y en todo el sureste del país. Media España está en alerta este jueves por el calor, pero las temperaturas todavía tienen que subir durante el fin de semana. Mucho cuidado con los golpes de calor.

El jueves se van a alcanzar los 40 ºC esn zonas como la cuenca del Ebro, Andalucía y Castilla-La Mancha y el calor será “asfixiante” durante el fin de semana, según la predicción de José Antonio Maldonado, director de meteorología de Meteored. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha activado la alerta naranja en Aragón, Navarra, interior de Mallorca, Lérida, el valle del Tajo, el sur de la Comunidad de Madrid, la campiña cordobesa, el valle del Guadalquivir y la cuenca del Genil. Solo se salvan de las altas temperaturas Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, el litoral mediterráneo y el atlántico y algunas zonas del norte de Huelva, el sur de Cáceres y Málaga.

Mañana viernes llega una borrasca por el Atlántico, por lo que el calor se trasladará hacia el este de la península, mientras que el resto del territorio sufrirá un descenso de las temperaturas. Por la mañana es posible que se registren algunas tormentas en zonas montañosas del este, así como lluvias débiñes en Galicia, Cantabra y el norte de Navarra. Por el contrario, el calor será más intenso en la vertiente mediterránea y las temperaturas alcanzarán los 43 y 44 ºC en Zaragoza. A pesar de que la Aemet no ha catalogado este episodio como ola de calor, este fin de semana se puede rozar la temperatura máxima registrada en un mes de julio en la capital aragonesa (44,5 ºC)

El sábado se podrán registrar máximas cercanas a los 45 ºC en la mitad sur de la vertiente mediterránea. Hará mucho calor durante el día en zonas como Murcia, mientras que la noche tropical llega a Valencia, Granada, Málaga, Jaén, Ceuta y Melilla, con mínimas de entre 24 y 25 ºC. En cambio, existe la posibilidad de lluvias débiles en el oeste de Galicia y las temperaturas descenderán en el interior peninsular.

El domigo nos dará un pequeño respiro. El calor no será tan intenso en el este, donde las máximas descenderán, pero sí subirán ligeramente las temperaturas en la mitad occidental. Murcia marcará la máxima, con 39 ºC, seguida de Córdoba y Málaga, con entre 37 y 38 ºC.