Maxibón, Mikolápiz o los conos de Oreo, entre los 46 helados de Nestlé retirados por contener sustancias cancerígenas

Consulte el listado de todos los productos y los lotes afectados por la contaminación denunciada por Facua

El popular helado Maxibón, es uno de los productos retirados por contener sustancias cancerígenas
El popular helado Maxibón, es uno de los productos retirados por contener sustancias cancerígenasNestlé

A finales del pasado mes de mayo el “Financial Times” publicaba un informe interno de la multinacional suiza Nestlé, en el que la compañía reconocía que más del 60% de sus productos no eran saludables e indicaba que solo el 37% de sus alimentos y bebidas (excluyendo los alimentos para mascotas y la nutrición médica) superaban una calificación de 3,5 sobre 5 en un sistema que utilizado en Australia para graduar la salud de los alimentos. El dato era especialmente preocupante en lo que respecta a los productos de confitería y helados, en los que el 99 por ciento de ellos no llegaban a la nota suficiente para ser considerados saludables.

Un mes después, una alerta sanitaria de la Unión Europea hizo que la compañía comenzara a retirar una gran cantidad de marcas de helados de las estanterías de los supermercados, aunque nunca se ha hecho pública la lista oficial. Sin embargo, trabajadores de varias cadenas de distribución (Carrefour, Dia y Covirán) han facilitado a Facua-Consumidores en Acción listados de los helados retirados por la multinacional suiza Nestlé. ¿La causa? Los distintos avisos del fabricante, Froneri, por la presencia de óxido de etileno en el aditivo estabilizante E410 (también llamado goma de garrofín o algarroba), considerado un producto cancerígeno.

La relación de productos incluye 46 variedades de helados fabricados por Froneri de las marcas Nestlé, Milka, Toblerone, Nuii, Oreo, Princesa, La Lechera y Smarties, todos ellos comercializados en España por Nestlé. Entre ellos, figuran productos tan populares como el Mikolápiz, los conos de Oreo, el Maxibón, los sandwich de nata o las tartas Princesa y de la abuela.

FACUA reclama que Nestlé y Froneri “actúen con transparencia y hagan pública la lista completa de productos afectados”. De momento, sólo Froneri ha incluido en su página web un aviso donde insta a los consumidores a teclear los seis primeros dígitos del lote del helado que hayan comprado para saber si puede estar contaminado. Para Facua esta información no es suficiente porqu “imposibilita conocer si han consumido un producto con la sustancia que está dando origen a su retirada si ya tiraron el envase”.

La asociación también ha instado a la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan) del Ministerio de Consumo a que publique la lista de helados contaminados. FACUA califica de “lamentable” que hasta la fecha, “el organismo sólo haya incluido en su web sendos enlaces a los contenidos de las páginas de Mars y Nestlé relativos a la alerta”.

El único fabricante que ha hecho pública hasta la fecha la lista de productos objeto de retirada por contaminación con óxido de etileno en España es Mars, que ha dado a conocer en su web que se trata de determinados helados M&M’s, Snickers y Twix.

El óxido de etileno es, como ha indicado la Aesan, una “sustancia activa en productos fitosanitarios no está aprobado en la UE ni, por lo tanto, en España. Se trata de una sustancia clasificada como mutagénica, carcinogénica y tóxica para la reproducción”.

Devolución y reembolso

Ante la falta de transparencia, Facua recomienda a los usuarios que revise la lista de los productos y si alguno de ellos los tienen en casa, que proceda a devolverlos en la tienda para que les reembolsen en dinero. La asociación reclama al conjunto de resto de fabricantes y empresas de distribución que actúen también con transparencia y hagan lista la lista de productos contaminados que han elaborado o comercializado. Este paso es de vital importancia para que los establecimientos de hostelería y tiendas de alimentación sepan de qué productos se trata y dejen de comercializarlos si los adquirieron forma directa en hipermercados antes de su retirada.

Escándalos de los últimos años

La multinacional suiza se ha visto implicada en varis escándalos en los últimos años. En 2011, se vio obligada a retirar varios lotes de productos al contener entre los ingredientes algunos que tenían ADN de caballo. Ese mismo año en España Nestlé se vio obligada a retirar por precaución 34.000 unidades de “potitos” de plátano por contener restos de vidrio.

En 2013, Nestlé ordenó retirar toda la producción de su proveedor español de carne Servocar (6 productos), de Casarrubios de Monte (Toledo) al haberse encontrado en los análisis realizados ADN de caballo superior al 1 por ciento.

En 2015, Nestlé decidió retirar del mercado indio sus populares noodles (pasta) precocinados de Maggi, después de que varios estados del país decidieran prohibir el producto temporalmente por contener un exceso de plomo, un extremo que negó la multinacional suiza. La compañía aseguró, en un comunicado, que aunque los noodles son “completamente seguros y han merecido la confianza (de los consumidores) en la India durante 30 años”, decidieron retirar los productos del mercado.