Antonio Ferrera, tres vueltas al ruedo en Lisboa

El extremeño cuajó una gran actuación en el coso de Campo Pequeno

Antonio Ferrera, en imagen de archivo
Antonio Ferrera, en imagen de archivo

Antonio Ferrera cuajó una gran actuación ayer en el coso portugués de Campo Pequeno, donde logró dar hasta tres vueltas al ruedo, que equivalen a orejas en terreno español. El encierro de Varela Crujo resultó complicado y manso, pero el extremeño logró que su lote se entregara a base de tenacidad y valor.

Por su parte, el novillero Manuel Dias Gomes se fue a portagayola a recibir a su primero y resultó cogido de forma violenta, aparentemente, sin consecuencias al estar el ejemplar despuntado, como es reglamentario en Portugal. Sin mirarse, logró una faena con transmisión que contó con el apoyo del público. En su segundo, el portugués desarrolló una faena templada en la que hubo pasajes interesantes.

Los rejoneadores Luis Rouxinol y Moura Caetano se encontraron con sendos lotes sin opciones que evitaban embestir. Por ello, sólo pudieron conseguir el reconocimiento del público mediante ovaciones.

Plaza de toros de Lisboa. Tercera corrida de abono del coso de Campo Pequeno. Se lidiaron siete ejemplares de Varela Crujo, bien presentados pero mansos y sin clase. Luis Rouxinol, vuelta en colleras y saludos en los medios; Moura Caetano, vuelta en colleras y saludos en los medios; Antonio Ferrera, vuelta y dos vueltas al ruedo; y Manuel Dias Gomes, vuelta al ruedo en ambos.