Nace la Corte Internacional de Arbitraje Taurino

Su finalidad es ofrecer solución a cualquier clase de conflicto surgido entre los colectivos taurinos

La Corte Internacional de Arbitraje Taurino (CIART) es un organismo integrado por expertos juristas con amplios conocimientos en materia arbitral y taurina. Unos de sus principales objetivos son prestar toda clase de servicios legales y jurídicos, asesoramiento y la administración de arbitrajes, tanto de derecho como de equidad, a todas aquellas personas físicas o jurídicas que voluntariamente lo soliciten.

Por otra parte, la CIART intentará ofrecer solución a cualquier conflicto que pueda surgir entre los propios miembros de los distintos colectivos taurinos o con terceras personas. A través de la Corte, las desavenencias existentes en el mundo taurino se solucionarían con mayor rapidez, según explica el presidente de la nueva entidad Ángel González Jurado mediante un comunicado; pues se evitaría la lentitud de la justicia ordinaria y se podría llegar a alcanzar un laudo arbitral por acuerdo entre las partes.

La Corte de Arbitraje Taurino está a disposición de personas o entidades del mundo del toro que necesiten resolver cualquier conflicto que puede plantearse en relación con contratos, incumplimiento de los mismos, resolución de diferencias, entre otros asuntos. Algunos de los expertos que trabajarán para los fines expuestos son el propio presidente de la CIART, su vicepresidente Javier Galiano y el secretario general, Williams Cárdenas, actual presidente de la Asociación Internacional de Tauromaquia.