Suspendido el festejo de Las Ventas por lluvia

El ruedo de Las Ventas, impracticable
El ruedo de Las Ventas, impracticable

La vuelta de Fernando Cruz a Madrid tendrá que esperar a San Isidro. Tras su gravísima cornada en La Paloma, regresaba ayer a Las Ventas por Resurrección, pero la lluvia les jugó una mala pasada tanto al madrileño como a Sergio Aguilar y Leandro, sus compañeros de cartel. Corrida suspendida. Diez minutos de reunión con empresa y presidente bastaron para sellar la fumata ante «la incesante lluvia y el mal estado del ruedo, que impiden el normal desarrollo de la lidia de las reses», comunicó la empresa por megafonía, apenas unos minutos después de las seis de la tarde, hora fijada para el festejo. La decisión fue «unánime y de mutuo acuerdo ante la amenaza de que empeoren las condiciones climatológicas», comunicó la autoridad.

En chiqueros aguardaban seis toros de Peñajara que anoche ya emprendieron el camino de vuelta al campo. «Tanto pasar las semanas previas, para esto... Esperemos que sea para bien», lamentó Cruz tras consumarse la suspensión, que no aplazamiento, quisieron subrayar fuentes de la empresa. No obstante, la intención de la empresa es repetir a los tres actuantes después de San Isidro.

«La empresa nos ha garantizado que hará lo posible para que tengamos otro paseíllo, San Isidro aparte, nosotros venimos para torear y triunfar, no para matar únicamente la corrida, en estas condiciones muy poquito más se podía hacer y el riesgo, por supuesto, crece mucho más», lamentó Leandro. «Por ello», prosiguió, «nos ha tranquilizado mucho el compromiso adquirido por los empresarios de que en la primera fecha disponible del calendario, van a intentar repetir la misma terna», confirmó el diestro vallisoletano.