Buscan a un sobrino de Camarón desaparecido en Cádiz

Guardia Civil, Salvamento Marítimo y Policía Nacional intensifican la búsqueda y barajan un accidente mortal

La Guardia Civil está al frente del operativo de búsqueda
La Guardia Civil está al frente del operativo de búsqueda

La Guardia Civil, en coordinación con Salvamento Marítimo, Policía Nacional y otros efectivos, ha intensificado la búsqueda de Jesús Monge Gutiérrez, sobrino de Camarón de la Isla, que desapareció en la zona del caño de Sancti Petri, en Chiclana (Cádiz), el pasado 23 de noviembre sobre las 20 horas. Desde el dispositivo de coordinación han establecido la búsqueda para recuperar el cadáver del hombre, al entender que se ha visto envuelto en un accidente mortal.

Jesús Monge Gutiérrez, de 42 años y natural de San Fernando, era hijo del hermano de Camarón, Jesús Monge Cruz “Pijote”, y tenía dos hijos. En la reunión de coordinación celebrada este viernes, el Subdelegado del Gobierno de España en la provincia de Cádiz, José Pacheco, ha indicado que, tras las infructuosas batidas para localizar a Jesús Monge por parte de sus familiares y amigos, se ha decidido establecer una “coordinación más amplia” para poder realizar una búsqueda “más exhaustiva” por mar y por aire, con helicópteros y drones de la Guardia Civil.

Agentes de Policía Local de San Fernando y Policía Nacional se han sumado también a este dispositivo de búsqueda por tierra. Las inclemencias del tiempo de los últimos días en la provincia de Cádiz, con lluvias fuertes y bajas temperaturas, hace pensar a quienes forman este dispositivo que Jesús Monge no habría sobrevivido y se busca su cuerpo para “dar respuesta a la familia y devolverlo”, ha incidido el subdelegado de Gobierno.

La complejidad del terreno, una zona con fango, escombros y hierros, hace difícil su acceso por tierra, por lo que el dispositivo ha apostado por esas otras vías de búsqueda del cuerpo, que se prolongará durante todo el día. Las causas por las que el sobrino de Camarón se encontraba en esa zona de madrugada no están claras y, tanto Guardia Civil como Subdelegación han insistido en que se tratarán de esclarecer una vez se localice el cadáver.

El dispositivo está formado por Guardia Civil, Policía Nacional, Salvamento Marítimo, Capitanía Marítima y la Policía Local de San Fernando.