El daño solar no se ve, pero se nota

La videoimagen ultravioleta realza la pigmentación de la piel

Los dermatólogos insisten en la necesidad de utilizar protectores solares con filtros específicos que eviten la quemadura y el daño solar.

Aumentan los casos no solo de lesiones de la piel y cáncer, sino también, dicen, de envejecimiento prematuro.

Gracias a la transformación de una cámara normal para que funcione como una cámara de radiación ultravioleta (una idea del fotógrafo Thomas Leveritt) se lleva a la calle una campaña internacional para concienciar a la población del daño solar.

Los ciudadanos pueden ver cómo la videoimagen UV les descubre las manchas e irregularidades de la piel cuando se ha abusado del sol sin protección. De la misma manera, cuando se utiliza una crema protectora, se puede ver cómo ésta forma una pantalla, a medida que se extiende el producto sobre el rostro o cualquier parte del cuerpo donde se aplique.