Récord de residuos electrónicos recogidos en los colegios de Castilla y León pese a la covid

La iniciativa “Otro final es posible” logra reciclar 23 toneladas con la participación de más de once mil alumnos

La campaña educativa ‘Otro final es posible’ sobre economía circular centrada en el reciclaje de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) ha concluido en su tercera edición consecutiva en Castilla-La Mancha y en Castilla y León con un resultado más que satisfactorio a pesar de las adversidades por la covid, que obligó a suspender las actividades lectivas.

Castilla y León se ha logrado llevar a cabo la práctica totalidad de los talleres y actividades previstas, logrando el mejor resultado de recogida de residuos hasta la fecha con un total de 23 toneladas de RAEE aportados por los alumnos a través de los contenedores de recogida selectiva instalados en los centros. Se trata de una cifra a todas luces espectacular que ha superado las registradas en ediciones anteriores, y que adquiere especial relevancia si se considera que en algunos centros no se pudieron efectuar las recogidas debido al estado de alarma.

Objetivo: que los alumnos descubrieran qué son los residuos electrónicos, dónde se deben depositarlos, cómo se lleva a cabo su adecuado reciclaje, o su potencial impacto negativo sobre el medio ambiente y la salud de las personas si no se gestionan adecuadamente.

En total se han desarrollado 481 actividades educativas sobre reciclaje y economía circular en 100 centros de Educación Primaria (5º y 6º curso) y Secundaria (1º y 2º curso), en los que han participado un total de 11.638 alumnos. Además, Ecotic ha hecho entrega de 53 composteros en los centros que lo han solicitado, a fin de que puedan realizar actividades de compostaje tras la finalización de la campaña como elemento de refuerzo para la comprensión del ciclo del reciclaje y la economía circular.

Formadores especializados de GEA Gestión y Estudios Ambientales han sido los encargados de acercar a los alumnos la importancia de alcanzar un modelo de economía circular orientado a la prevención de la generación de residuos y más eficiente en el uso de recursos, con el reciclaje de los residuos electrónicos como eje principal, para alcanzar la sostenibilidad ambiental y del sistema productivo.

Con este fin se han desarrollado actividades impartidas en los propios centros educativos, así como un concurso de recogida de RAEE entre los mismos. De este modo y de forma participativa, los alumnos han podido descubrir qué son estos residuos electrónicos, dónde se deben depositarlos, cómo se lleva a cabo su adecuado reciclaje, o su potencial impacto negativo sobre el medio ambiente y la salud de las personas si no se gestionan adecuadamente.

Concurso

Los alumnos han sido los protagonistas en otras actividades que propone ‘Otro Final es Posible’ con el objetivo de implicarles en el reciclaje electrónico. Con este fin, se ha llevado a cabo un concurso de recogida de RAEE a través de los contenedores de recogida selectiva que se han instalado en los centros escolares.

Los tres centros que han recogido las mayores cantidades de RAEE por alumno durante el periodo de duración de la campaña han sido premiados por Ecotic. Los centros de Castilla y León premiados han recibido 2.000, 1.500 y 1.000 euros respectivamente, que se destinarán íntegramente a material escolar. El CEIP San Isidoro, de León, ha recogido 26,13 kilos/alumno, seguido del colegio Pedro Gómez Bosque, de Valladolid, con 11,37 kg/alumno, y en tercer lugar el CEIP Público de Fermoselle, Zamora, con 4,79 kilos/alumno.

La implicación de los alumnos y docentes en la iniciativa ha sido espectacular, con unos niveles de recogida de RAEE muy elevados, tanto a nivel global como en referencia a las cantidades por alumno, estas últimas especialmente relevantes en centros educativos reducidos en cuanto a alumnos pero que han recogido cantidades muy considerables de residuos.

En los tres últimos cursos han participado 300 centros y 31.563 alumnos en los 1.405 talleres impartidos, en los que se ha recogido 48.094 kilogramos de estos residuos.